Un campeón que supo derrotar al terror

ÁLEX SALDAÑA

Whatsapp
ÁLEX SALDAÑA

ÁLEX SALDAÑA

El deporte nos brinda grandes campeones. Grandísimos atletas tras cuyos éxitos se esconde un enorme afán de superación, una batalla ganada a la vida, una circunstancia que no hace sino dar un valor mucho más elevado a sus logros. Pienso en esto mientras leo la historia de Juan José Florián, campeón paralímpico de Colombia de ciclismo en ruta y contrarreloj. Su vida nunca fue fácil. De muy joven fue guerrillero en las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), tras ser reclutado por la fuerza. Un día consiguió escapar y se alistó en el ejército, del que formaba parte cuando el 12 de julio de 2012 encontró un paquete en la puerta de la casa de su madre y, cuando se agachó a recogerlo, explotó. Era la venganza de las FARC contra la mujer por no haber pagado el impuesto que le exigían. Florián perdió los dos brazos y la pierna derecha, pasó 12 días en coma y tuvo que someterse a varias operaciones e injertos de piel, además de caer en una profunda depresión. ¿Quién no lo haría tras una cosa así? El caso es que nuestro protagonista encontró una razón para vivir gracias al deporte; se refugió primero en la natación y luego, en el ciclismo, que le ha brindado sus triunfos y le ha convertido en todo un ejemplo de superación. Pero lo suyo es, sobre todo, una enorme victoria de la vida.

Temas

Comentarios

Lea También