Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Opinion

Un mundo más pequeño

En la última década he recorrido distintos países del mundo, siempre por libre, y con el deseo de descubrir nuevas culturas
Whatsapp

Me gusta viajar. En la última década he recorrido distintos países del mundo, siempre por libre, y con el deseo de descubrir nuevas culturas, su apasionada historia y la rutina diaria de sus ciudadanos. Y si seis, ocho años atrás uno podía imaginar y planificar casi todo tipo de rutas, ahora el mundo se ha hecho pequeño para turista y viajero.

El símbolo es Siria; amigos míos la han conocido y hablan maravillas de Alepo, la ciudad antigua de Damasco, el Krak de los Caballeros y sobre todo, Palmira, cuando los viajeros madrugaban muchísimo para gozar de su bellísimo amanecer. Esta horrible guerra en la antigua colonia francesa también ha inestabilizado -maldito eufemismo- el este de Turquía, que visité hace unos años, y posee ciudades magníficas como Sanliurfa. Egipto hoy no genera suficiente seguridad, Libia está en guerra y Túnez ha sufrido el azote terrorista. En 2005 tuve que aprovechar un período de tregua para visitar en furgoneta Israel, Cisjordania y Jordania y son países maravillosos. Una década más tarde desconozco si la situación también ha empeorado allí.

Hace dos años estuve en Latinoamérica, en Perú, y los mismos vecinos me alertaron de no adentrarme en distintos barrios de la capital por su elevada inseguridad. Obedecí y me resigné a conocer una parte de la ciudad. Y el año anterior pisé por primera vez Ucrania, meses antes del estallido de la revuelta y la guerra en el este del país. Hoy, otro país en cuarentena para gozar libremente de sus encantos. El mundo es más pequeño, pero aún quedan paraísos por descubrir.

Temas

  • OPINIÓN & BLOGS

Comentarios

Lea También