Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Un triunfo que rompe moldes

La resolución de la sexta etapa de ayer, con llegada a la ciudad de Le Havre, situada en la zona del noroeste de Francia, en verdad nos sorprendió
Whatsapp

La resolución de la sexta etapa de ayer, con llegada a la ciudad de Le Havre, situada en la zona del noroeste de Francia, en verdad nos sorprendió tras el golpe certero llevado a cabo en última instancia por el corredor checo Zdenelk Stybar (29 años), especialista consumado en la dura disciplina de ciclocross, en donde ha logrado conquistar el título irisado de campeón del mundo en los años 2010, 2011, y 2014; además de adjudicarse la Copa del Mundo en el 2010. Son galardones que en cierta manera se apartan de la modalidad imperante y estricta que nos ofrece la carretera. Es un corredor que alberga madera como vulgarmente se suele decir, con serias opciones para brillar bajo horizontes más amplios. Stybar consiguió cruzar la meta con apenas dos segundos de ventaja sobre velocistas bien conocidos, tales como Sagan, Coquard, Degenkolb y Van Avermaet, pasmados por el vigor impuesto por el corredor checo. La etapa no tuvo muchas particularidades. La podemos calificar de monótona, salvo esta caída que sufrió el líder Tony Martin, a 700 metros de la línea de llegada. Por lo demás la carrera sigue a su ritmo más o menos establecido y programado. Los protagonistas, léase favoritos, hacen lo posible por esconder su juego a la espera de los temidos collados pirenaicos, los jueces de paz, que alzarán su voz la próxima semana.

Temas

  • OPINIÓN & BLOGS

Comentarios

Lea También