Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Mujeres catalanas que emigraron a Suiza

| Actualizado a 11 agosto 2022 07:00
José-Daniel Vila Robert
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

Desde los años 50 del siglo pasado, miles de mujeres catalanas emigraron a Suiza en busca de un futuro mejor. Su destino y su relación con el país de acogida, es el hilo conductor de una exposición que tiene lugar en Ginebra y que estará abierta al público hasta finales de este mes de agosto. La historia de la migración española en el país alpino es de sobra conocida por todos. Numerosas exposiciones han sabido reflejar la vida de los trabajadores y temporeros, que llegaban a Suiza. Sin embargo, los estudios al respecto, a lo largo de los años, tienden a invisibilizar a las mujeres. La exposición de Ginebra pone de relieve el valor de las mujeres catalanas que se han establecido en Suiza, por distintos motivos y en diferentes momentos.

La exposición se denomina Arrels. Les catalanes i Suissa, 1950-2022 y se centra en dos épocas. La primera, de 1950 a 1970, cuenta con imágenes de archivos públicos y privados, y la segunda, del 2008 al 2022, capta la esencia de la vida cotidiana de doce mujeres catalanas, retratadas por el fotógrafo suizo Niels Ackermann. Las fotografías van acompañadas de un texto del periodista Adrián Budry Carbó y del historiador Sebastián Farré. La historia de estas mujeres muestra un sentimiento de orgullo sobre sus orígenes, su cultura y su lengua. No obstante, también pone de relieve su gratitud por la oportunidad que Suiza les ha brindado.

Los migrantes de ambos sexos, pero especialmente las mujeres, tienen más pro-babilidades de verse afecta-dos por la sobrecualificación en Suiza que los nativos

Con el paso de los años, los migrantes pueden sentir un sentimiento de dualidad de identidad. Los puentes que se forjan entre las dos sociedades, la de origen y la de acogida, contribuyen a fraguar el sentido de pertenencia a un lugar, según el catálogo de presentación de la exposición. Como es sabido, «arrels» significa raíces. La exposición es una muestra de las raíces o vínculos entre Suiza y Cataluña, a lo largo de setenta años y de ese sutil equilibrio entre la tierra de origen y la de acogida. Arrels. Les catalanes i Suissa, 1950-2022 está abierta en el Quai Gustave Ador de Ginebra, con el apoyo del Ayuntamiento de la ciudad de Ginebra

Según un estudio, publicado el pasado mes de junio, una gran proporción de mujeres migrantes proceden de Europa (83%). La tasa de empleo de las mujeres extranjeras (68,6%) es inferior a la de los hombres extranjeros (78%), las mujeres suizas (83%) y los hombres suizos (85%). Sin embargo, el hecho de que las mujeres extranjeras encuentren trabajo con menos frecuencia no se debe a la falta de estudios. En promedio, están mejor educadas que las mujeres suizas, tienen el mismo nivel de formación que los hombres extranjeros, pero inferior al de los suizos.

Un número relativamente grande de extranjeras trabajan como auxiliares, muchas de ellas en el sector servicios y en profesiones relacionadas con las ventas. Al mismo tiempo, las extranjeras están infrarrepresentadas en las profesiones académicas. Cuando se trata de puestos ejecutivos, la proporción de extranjeras que ocupan puestos directivos es mayor que la de las suizas que trabajan en la misma función. Según el informe, los migrantes de ambos sexos, pero especialmente las mujeres, tienen más probabilidades de verse afectados por la sobrecualificación en Suiza que los nativos. A menudo, no pueden encontrar un trabajo que se ajuste a sus cualificaciones y terminan trabajando a un nivel menos cualificado.

Comentarios
Multimedia Diari