Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Una subasta feliz

| Actualizado a 23 junio 2022 07:00
Álex Saldaña
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

La humanidad y la solidaridad están por encima de banderas, razas, países... incluso en tiempos de guerra. Eso explica el gesto del periodista ruso Dmitry Murátov, quien ha subastado la medalla de oro que le concedieron al ganar el Premio Nobel de la Paz en 2021 para recaudar fondos y ayudar a así a los niños ucranianos refugiados –dos tercios han tenido que dejar sus hogares– por la invasión rusa a este país.

Uno de ellos, un pequeño que recaló en Rusia, pidió a Murátov en la calle dinero «para poder recargar el teléfono» con el que llamar a su madre en Ucrania, lo que le llegó al alma. Bien, pues tan generoso gesto ha tenido una gran recompensa: la presea –de 23 quilates y 175 gramos de peso, con un valor de mercado que ronda los quince mil dólares– fue vendida el lunes, Día Mundial del Refugiado, en Nueva York por 103,5 millones de dólares (98,3 millones de euros), que irán íntegramente destinados a Unicef para ayudar a los niños desplazados por la guerra de Ucrania. Durante la puja, el precio fue subiendo a velocidades siderales, y de 787.000 dólares pasó a los 15 millones, algo que ya superaba las mejores expectativas.

Pero todo saltó por los aires cuando un comprador anónimo comunicó por teléfono que pagaba 103,5 millones de dólares, poniendo un sorprendente y feliz remate final a la subasta. Dicen que una de las cosas que causan más felicidad es ayudar a los demás. Imagino, pues, que tanto el comprador como Murátov son ahora un poco más felices.

Comentarios
Multimedia Diari