Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Ojo con la coma

| Actualizado a 24 junio 2022 08:13
Álex Saldaña
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

No es lo mismo escribir ni decir «vamos a comer niños» que «vamos a comer, niños». Sí, las comas, ese signo de puntuación tan denostado por tantos, las carga el diablo. Que se lo digan a John Szczecina, un ya exgerente de una gasolinera en California (Estados Unidos) al que un error en un precio con una coma le costó su puesto de trabajo. Y es que a la hora de introducir los precios del combustible, este señor colocó mal la coma y en el sistema quedó registrado que el precio del litro era de 0,69, en lugar de 6,99 dólares. Pasaron horas desde que se produjo el error hasta que se corrigió y para entonces ya se había corrido la voz. Y claro, la condición humana, unida a unos precios que han convertido la gasolina en un artículo de lujo, hicieron que la estación de servicio de Szczecina registrara en ese breve periodo un alud de clientes, lo que, paradójicamente, provocó pérdidas de miles de dólares a los dueños de la gasolinera. El extrabajador ha asumido su error e incluso, en una acción que dice mucho de él, ha iniciado una recaudación de fondos para devolver a sus exjefes lo que perdieron por su negligencia. Y su ejemplo ha cundido incluso entre los clientes que se beneficiaron de su error, algunos de los cuales le están donando dinero. Me gustaría leer que el bueno de Szczecina ha sido readmitido. Al fin y al cabo, un error lo comete cualquiera, pero su modo de afrontarlo denota su honradez. Eso sí, vigilen dónde ponen la coma cuando escriban, ya ven que tiene peligro.

Comentarios
Multimedia Diari