Algo está cambiando en el comercio

La mirada ganxeta | Reforma horaria. Las tiendas del centro se plantean cerrar antes en una nueva iniciativa para afrontar los retos actuales

FRANCESC GRAS

Whatsapp
Algo está cambiando en el comercio

Algo está cambiando en el comercio

Reus cuatro años atrás. En aquel ya lejano 2016 ocurrieron hechos significativos. Por ejemplo, fue el ejercicio en el que saltó por los aires la situación financiera del Hospital Sant Joan. En una concurrida rueda de prensa se comunicó que, por primera vez, se habían cerrado las cuentas con un déficit de más de un millón de euros. Un hecho que generó una profunda crisis, embrión del desenlace final por todos ya conocido. Hace cuatro años también se conmemoró el décimo aniversario de la estación del AVE del Camp de Tarragona, seguramente la más polémica de todas las que se hayan construido. Todos coincidimos, y padecemos, que su ubicación fuera un clamoroso error estratégico.

También en 2016 Reus se convertía en banco de pruebas para implantar medidas que ayuden a racionalizar los horarios. El Ayuntamiento, de la mano de la Generalitat, organizó unas jornadas sobre la materia e implantó una prueba piloto para que algunos de sus empleados terminaran la jornada antes. Desde el sector comercial surgieron voces que apostaban por unificar los horarios de cierre y adelantarlos. Un hecho sin precedentes para acercarse a los horarios europeos, mejorar la productividad, la conciliación familiar y reducir el consumo de energía. Todavía recuerdo las palabras de uno de los impulsores de la Reforma Horària asegurando que en Catalunya trabajábamos 300 horas más que en Holanda y éramos menos productivos.

Pero como ocurre en tantas otras ocasiones, todo aquel ambicioso proyecto terminó en poca cosa. Incluso la proposición de Ley que ultimaba el Parlament de Catalunya sobre la reforma horaria ha quedado en punto muerto, mientras que para los comerciantes todo aquel debate quedó olvidado. Hasta el día de hoy.

De forma algo inesperada, El Tomb de Reus anunciaba hace algunos días la intención de los establecimientos de cerrar antes sus tiendas. Según una encuesta interna realizada por la entidad a sus asociados, el 91 por ciento apostaría por avanzar el cierre entre las 19:30 y las 20 horas. Y la voluntad y recomendación que hacen desde el Tomb de Reus es activar la medida esta misma campaña de otoño como prueba para superar las dudas, que también existen.

mmmmmxzxz

Más allá de estar de acuerdo con una europeización de los horarios en todos los sentidos, considero esencial dar respuesta a los retos actuales. Más, todavía, tras el devastador impacto del coronavirus y el cambio de hábitos en el consumo. Y esta es la línea que parece haber adoptado el comercio de Reus, un sector tradicionalmente poco dado a los cambios y que ahora está apostando decididamente por ellos.

Comercio electrónico, ponerse al frente de la iniciativa de las Áreas de Promoción Económica Urbana (APEUs) y, ahora, la reforma horaria. Todas ellas parecen buenas iniciativas para que el comercio se adapte a la nueva realidad y Reus mantenga vivo su sello referencial.

Temas

Comentarios

Lea También