Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Piden 25 años por el asesinato en Riudecanyes tras tomarse unas copas en Reus

Agresor y víctima se tomaron unas copas y se fueron a una granja situada en Riudecanyes, donde se consumó el crimen. Ahora la Fiscalía pide 25 años de prisión por matar al marido de su expareja

Àngel Juanpere

Whatsapp
Imagen de archivo del caso. Foto: Alba Mariné

Imagen de archivo del caso. Foto: Alba Mariné

La Fiscalía de Tarragona pide 25 años de prisión para un ciudadano rumano acusado de haber matado al marido de su expareja sentimental en Riudecanyes el año pasado. Así lo recoge el escrito de acusación del Ministerio Público. El caso será juzgado por un tribunal popular la semana que viene en la Sección Cuarta de la Audiencia Provincial de Tarragona. 

La acusación pública considera al procesado autor de un delito de asesinato. Además de la pena de cárcel, pide para el procesado el pago de indemnizaciones a las familias de la víctima que ascienden a 440.000 euros. El procesado es el ciudadano rumano Constantin Y. Conocía al fallecido, un español de 42 años, que era la pareja sentimental de una mujer, con quien el acusado había mantenido una relación.

Sobre las tres y media de la tarde del 24 de marzo del año pasado, el acusado se dirigió a un bar situado en la Riera Miró, cuya entrada tenía prohibida. Se percató de la presencia de la víctima, quien se encontraba acompañada de un amigo. El encausado se mantuvo a la espera en la terraza del bar. Cuando la víctima lo vio, le hizo señas para que saliese a conversar con él. La víctima accedió, permaneciendo ambos en el exterior tomando unas cervezas y conversando.

Más allá de la pena de cárcel, la Fiscalía pide indemnizar con 440.000 € a la familia de la víctima

Minutos después accedieron al interior del bar, con el consentimiento de la camarera. Sobre las cinco y cuarto abandonaron el establecimiento y ambos se subieron al turismo Renault Megane propiedad del acusado, quien momentos antes le había manifestado que lo acompañara a su domicilio. El acusado, «movido por el ánimo de quitarle la vida (...), y aprovechándose de su estado de vulnerabilidad al haber consumido este último importantes cantidades de alcohol y cocaína», se dirigió al domicilio indicado, situado en una finca de Riudecanyes, siendo una explotación porcina donde trabajaba el acusado. Una vez allí propinó una fuerte paliza a la víctima. A continuación, «con ánimo de conseguir su propósito de causarle la muerte», lo agarró fuertemente por el cuello, asfixiándole.

Después de esta acción, el agresor lo metió en el maletero de su vehículo para trasladar el cuerpo a un parque cercano. El acusado conocía las características geográficas de la zona. Cuando llegó al lugar y se dispuso a sacar al hombre del maletero, vio que seguía vivo. Ante ello, lo agarró nuevamente por el cuello, asfixiándolo y consiguiendo de este modo acabar con su vida. El 29 de marzo, el titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Reus ordenaba el ingreso en prisión del sospechoso. 

Temas

Comentarios

Lea También