Comida anticonceptiva para las palomas de Reus

El proyecto ya ha sido adjudicado y consistirá en la instalación de seis dispensadores de pienso en los puntos problemáticos 

Montse Plana

Whatsapp
FOTO: Alba Mariné

FOTO: Alba Mariné

La campaña de esterilización de palomas en Reus está a punto de empezar. La ciudad apuesta por el tratamiento anticonceptivo como medida para controlar la población de esta ave relacionada con «problemas de salud pública», y lo hará con una inversión de 34.485 euros (IVA incluido).

Concretamente, la ciudad prevé instalar seis dispensadores de pienso en los puntos de mayor problemática.Éstos aún deben identificarse, una tarea de la que se encargará la empresa adjudicataria, que se trata de Lokimica, SA.

El contrato, con duración de 2 años prorrogables a dos más, prevé que durante el primer mes, la empresa haga un censo de la población de palomas para, así, identificar y cuantificar el problema.

Una vez identificados los puntos de Reus con mayor densidad de palomas, será cuando se procederá a ubicar los seis dispensadores que, cada uno, deberá dar servicio a un mínimo de 100 palomas. 

El producto que se usará es la nicarbazina, un anticonceptivo para palomas que ya se ha usado en otras ciudades, como es el caso de Barcelona. Se trata de un polvo amarillo, sin sabor ni olor, que se comercializa mezclado con maíz. Es el que se denomina «control ético» de la población de palomas. En este sentido, grupos animalistas han defendido el pienso esterilizante ante otras metodologías, como la captura y exterminio.

De marzo a noviembre

Según el pliego de cláusulas del proyecto, el tratamiento con pienso anticonceptivo se realizará de marzo a noviembre, con una ingesta mínima de 10 gramos del producto por paloma. Los meses restantes del año, se distribuirá pienso sin tratar. La empresa adjudicataria tendrá que usar métodos de evaluación para poder valorar la efectividad de las acciones realizadas.

Además, mensualmente se harán reuniones con personal del Ayuntamiento para valorar y determinar nuevas acciones o modificar la programación.

Esta acción se emprende después que, el año pasado, Reus puso en marcha una campaña en la que pedía la colaboración de la ciudadanía para controlar la población de palomas.
 

Temas

Comentarios