Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Creatividad navideña en el Mercadal

La plaza fue ayer un punto de encuentro para las familias,  que buscaron elementos originales para completar el pesebre
Whatsapp
Las paradas de figuras del pesebre son uno de los reclamos más exitosos del mercado navideño. FOTO: Alfredo González

Las paradas de figuras del pesebre son uno de los reclamos más exitosos del mercado navideño. FOTO: Alfredo González

El Mercat de Nadal de la plaza Mercadal de Reus triunfó ayer miércoles en asistencias durante toda la mañana. Las familias al completo no faltaron a la cita. Y es que la venta de productos típicos para las fiestas como neulas y  turrones, las figuritas de pesebre, el abanico de productos alimenticios y los puestos de decoración para el hogar, fueron algunas de las sorpresas en las que los asistentes no pudieron evitar detenerse a echar un vistazo. «Siendo día de fiesta teníamos que aprovechar. Vamos mirando decoración navideña que este fin de semana ya montamos el árbol», explicó Rosa, natural de La Canonja. Iba acompañada de parientes suyos y es una habitual del mercado. Admitió moverse entre Tarragona y Reus para ir cogiendo ideas y decorar el árbol. 

La gran variedad de medidas de ‘tions’ sorprenden a los más pequeños, se convierten en atracciones. FOTO: Alfredo González.

Una tarea que acogió a muchos talentos que se animaron a innovar con el asunto. Fue el caso de Monika, de la Floristería Gesi de Reus. Hace cuatro años que expone productos en una de las casetas del mercado navideño. «Tenemos mucho producto artesanal, natural y artificial. Se puede elegir. Este año están triunfando los tions en miniatura customizados con cara de emoticono, las tejas decoradas y unos muérdagos personalizados. Hay que ser muy creativo para estas fechas», detalló la especialista. Y tenía toda la razón. La fiebre de los emoticonos conquistó a más de un pequeño que, sorprendido por el hallazgo, venía corriendo a señalar a su madre tan original presente. Junto a las flores de Pascua, pequeños árboles de musgo y otras muchos obsequios, Monika exhibió sus obras más peculiares. 

Otros de los grandes protagonistas en la exhibición navideña fueron los tions grandes. Algunos eran tan grandes que ni cubiertos por su manta podían ocultar sus dimensiones. «Muchos niños incluso hacen el amago de subirse encima», contó Luisa, del estand de La Petita Santa Llúcia. Vende ejemplares de 30, 50 y 60 euros. 

Fueron una gran atracción junto al palo y la alternativa en peluche en otros puestos. Por no hablar de toda la gama de animales de pesebre, uno de los mayores reclamos infantiles. 

Temas

Comentarios

Lea También