Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

ERC votará a su propia candidata y no habrá pacto alternativo a Pellicer

Llauradó permanecerá en la oposición y critica a la CUP por no querer la alcaldía. CiU gobernará en minoría y sin otros apoyos
Whatsapp
La alcaldable de ERC, Noemí Llauradó, durante la rueda de prensa de ayer en la sede del partido. Foto: F.G

La alcaldable de ERC, Noemí Llauradó, durante la rueda de prensa de ayer en la sede del partido. Foto: F.G

Los interrogantes que plantea el escenario político en Reus empiezan a resolverse. Tras varios días de intensas reuniones ayer fue ERC el primer partido en desvelar su voto en el pleno de investidura del sábado. La alcaldable de la formación, Noemí Llaurado, aseguró que votarán a su propia candidatura ante la imposibilidad de cualquier otra opción. Sobre todo después de la negativa de CiU y CUP para formar un gobierno soberanista.

Así pues, desde ERC –que se presenta en coalición como Reus Esquerra Nacional– se mantienen fieles a su posicionamiento inicial de sólo apoyar un gobierno con el soberanismo como eje central.

Durante la rueda de prensa, Llauradó se mostró crítica con los cupaires por sus nulas intenciones de gobernar y su imposición de un decálogo «innegociable» de 12 puntos. «No votamos a Pellicer ni nos abstenemos. Si Vidal no es alcalde, el único responsable será la CUP por como ha planteado las negociaciones. Con otras formas el resultado hubiera sido distinto», manifestó la candidata republicana.

Ella misma también lamentó la falta de apoyos de CiU y dejó claro que no le habían gustado las formas de hacer política de los convergentes. «Nos ofrecieron dos concejalías (Salut y Cultura) para sumar nueve ediles. Más que una negociación pareció una contratación». Para terminar, Llauradó sí que se felicitó porque la ciudad pasará a formar parte de la Associació de Municipis per la Independència (AMI).

La decisión de ERC impide el posible pacto alternativo a cuatro bandas contra la candidatura de Carles Pellicer y parece asegurar definitivamente su alcaldía. Eso sí, CiU deberá gobernar la ciudad en solitario y clara minoría únicamente con sus siete concejales. «Será necesario mucho debate y lograr amplios consensos para tejer acuerdos durante la legislatura», sentenció.

 

Temas

  • REUS

Comentarios

Lea También