Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Ayuntamiento de Reus acuerda pedir la amnistía para los políticos encarcelados

La propuesta de resolución presentada por el gobierno municipal y la CUP en el pleno extraordinario convocado tras la sentencia del Procés ha sido aprobada con 18 votos a favor y 6 en contra (PSC). Cs no ha asistido a la sesión

Salvat Jordina

Whatsapp
El Ayuntamiento de Reus acuerda pedir la amnistía para los políticos encarcelados

El Ayuntamiento de Reus acuerda pedir la amnistía para los políticos encarcelados

Este martes por la mañana se ha celebrado el pleno extraordinario del ayuntamiento con carácter de urgencia como respuesta política municipal a la sentencia del Procés y por la celebración del Referéndum del 1 de Octubre. Con la ausencia de los tres concejales de Ciudadanos y el salón de plenos lleno de público portando consignas independentistas y a favor de la libertad de los presos, los partidos equipo de gobierno –JuntsxReus, ERC y Ara Reus- y la CUP han presentado una resolución para pedir la amnistía a los sentenciados por el Tribunal Supremo. Esta ha sido aprobada con 18 votos a favor y 6 en contra, los de los miembros del PSC.

En el ambiente pesaba aún el golpe que representaron las condenas impuestas a los representantes políticos y civiles del 1-O. La señera luce desde esta mañana en el balcón del ayuntamiento con el crespón negro en homenaje al aniversario del 79º fusilamiento de Lluís Companys. “El ayuntamiento siempre ha estado a la vanguardia de la lucha para defender los derechos civiles, es por eso que nos queremos posicionar al lado de su defensa”, ha defendido el alcalde, Carles Pellicer, antes de que se procediera a leer la moción en respuesta a la sentencia

En ésta se manifiesta el rechazo hacia la condena del TS, el reclamo inmediato de  “la libertad de todos los presos y presas políticas y la amnistía de los exiliados”, el compromiso con el derecho a la autodeterminación y la necesidad de reafirmarse en el carácter pacífico del movimiento independentista catalán. 

El PSC en el centro de la diana

El turno de debate ha servido para mostrar el posicionamiento de los partidos y ha colocado al PSC como centro de la diana. La intervención de Andreu Martín, portavoz del PSC era la más esperadas. El ambiente en la sala se ha caldeado cuando el socialista ha pedido “menos urgencia y más tiempo para debatir”, hasta el punto que Carles Pellicer ha tenido que intervenir más de una vez para pedir respeto al público. Martín ha reconocido que "nadie puede ser feliz con estas sentencias por muy en desacuerdo que estés con la independencia” y ha señalado que desde el 2012 “en este ayuntamiento hay cierta persecución política”. Cada vez que ha abogado por el diálogo estatal, le han acompañado silbidos y gritos de “¡verguenza!”. Por este motivo, el líder socialista ha recordado que no hay que perder de vista que hay una pluralidad de voluntad catalana y que esta debe ser, también, representada.

Daniel Rubio, portavoz de Ara Reus, ha justificado su adhesión a la moción explicando que “el texto aglutina distintas sensibilidades, no es independentista” y que “tan solo desde el diálogo podemos encontrar una solución al conflicto político”. Por su lado, ha respondido a la ausencia del  PSC en las concentraciones explicando que "ayer, en las movilizaciones se había encontrado con muchos socialistas". Los socialistas han respondido y Ara Reus, acusando a Rubio de hacer demagogia “ha hablado usted con suficiente socialistas para saber su posición?”

Edgar Fernández, portavoz de la CUP, ha echado en cara a Rubio ser un partido localista y no municipalista. Por otro lado ha manifestado el deseo de los cupaires de “ver en las instituciones personas comprometidas a aceptar el mandato popular” y ha animado a seguir manifestándose cada día “hasta que ganemos o no podamos más”. Su proclama “Visca el poble!” ha sido aplaudida por las 200 personas que asistían de público.

La condena, una “barbaridad

Por su parte, Noemí Llaurado, vicealcaldesa y portavoz del grupo de ERC,  ha apelado a la recuperación del PSOE: “Nos gustaría volveros a encontrar en la defensa de una causa democrática” y ha aprovechado para recordar las luchas del pasado, apelando a la memoria de Lluís Companys. "Quieren terminar con una generación decidida a decidir su futuro”, ha dicho en referencia al Gobierno y a la Justicia Española. “Somos la generación que hemos nacido para ganar, si nuestras abuelas lo lograron con una situación más difícil nosotras también lo haremos”

Por último, Montserrat Vilella, portavoz de JuntsxReus, ha manifestado que “100 años de condena son una barbaridad. Ha sido un castigo y una venganza” y ha señalado que desde “España se ha montado un relato de violencia y terrorismo”. La convergente también se ha dirigido a los socialistas, señalando a su lider que “la amenaza del 155 no me permite hablar contigo de tu a tu”.

Temas

Comentarios

Lea También