Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Ayuntamiento de Reus aprueba multar la mendicidad "agresiva" e "insistente"

El pleno da luz verde a las modificaciones de la Ordenanza de Civismo a raíz de la sentencia del TSJC. Desde el 2016, la Guàrdia Urbana ha levantado 91 actas por pedir limosna en la calle sin imponer sanciones

Francesc Gras

Whatsapp
Un grupo de ciudadanos ha desplegado pancartas contra la subida de los impuestos: Foto: A.G.

Un grupo de ciudadanos ha desplegado pancartas contra la subida de los impuestos: Foto: A.G.

El Ayuntamiento de Reus multará la mendicidad "agresiva" e "insistente" en la calle y prohibirá circular con patinete por las aceras. Estas son las dos principales modificaciones de la Ordenanza de Civismo que el gobierno municipal /JxCat, ERC y Ara Reus) ha aprobado este viernes en sesión plenaria.

La concejala de Seguretat Ciutadana i Convivència, Dolors Vàzquez, ha defendido que los cambios surgen para concretar que las sanciones sólo se impongan cuando la forma de pedir limosna "ponga en cuestión la convivencia en la vía pública" y para evitar qué grupos organizados se aprovechen de las personas más vulnerables. Tampoco se permitirá la mendicidad que se practique de forma directa o indirecta con menores o personas con discapacidad.

Cómo era de esperar, las modificaciones introducidas en la Ordenanza de Civismo ha contado con el total rechazo de la CUP. Sobre todo en lo referente a la sanción de la mendicidad por tachar de error aplicar medidas coercitivas. "No tiene sentido multar a alguien que ya es pobre. Lo más lógico sería invertir en políticas sociales para sacarlo de la calle", ha manifestado el concejal cupaire, Edgar Fernández, quien también se ha interpelado directamente a todos los concejales de gobierno: "¿No se les remueve el estómago saber que están aprobando sancionar a una persona por pedir limosna porque a la Guàrdia Urbana y a los comerciantes les molesta?"

"No tiene sentido multar a alguien que ya es pobre. Lo más lógico sería invertir en políticas sociales para sacarlo de la calle"

Edgar Fernández, CUP

Una pregunta que ha respondido la propia concejala de Ciutadania i Convivencia asegurando que la finalidad es "preservar el orden y la convivencia en la vía pública". También ha apuntado que desde el 2016 la Guàrdia Urbana ha levantado 91 actas relacionadas con la mendicidad sin interponer denuncias y tramitando todos los casos al departamento de Seguretat Social.

Cabe recordar que las modificaciones se producen tras la sentencia del Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) que anulaba la prohibición de la mendicidad en la calle y pedía "más concreción". Un fallo que respondía el contencioso-administrativo presentado por el grupo municipal de la CUP. La misma sentencia también anulaba otro punto de la ordenanza: el que hacía referencia a ir totalmente desnudo, o de forma parcial, por la vía pública. 

Prohibido el patinete eléctrico en las aceras

El portavoz del PSC, Andreu Martín, también se ha mostrado muy crítico con las modificaciones introducidas en la Ordenanza de Civismo y la intención de regular tanto la mendicidad como el uso de los patinetes eléctricos. En este último caso ha expresado su profundo escepticismo  ante una normativa que ha calificado de "ridícula" y que supondrá un gran paso atrás en la intención de promover la movilidad alternativa.

"Se dejarán de utilizar los patinetes porque sus usuarios se ven abocados a incumplir la normativa o a confiar en el sentido común", ha sentenciado. Además, y en línea expresada también desde la CUP, ha apuntado que la ciudad no está preparada para aplicar una restricción del uso de los patinetes en las aceras y calzadas. La propia Dolors Vázquez ha defendido los cambios asegurando que el uso de los vehículos de movilidad personal pone en riesgo la seguridad de los peatones. Tanto cuapires como socialistas han votado en contra de su aprobación.

Durante los primeros compases del debate, un grupo de vecinos presentes en el salón de plenos del ayuntamiento ha desplegado pancartas contra la subida de los impuestos.
 

Temas

Comentarios

Lea También