Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reus Movilidad

El Ayuntamiento de Reus estudia construir un parking subterráneo en el Barri del Carme

Los usuarios lamentan que aparcar en zonas blancas o de forma gratuita en la ciudad sea prácticamente «imposible»

Carmina Marsinach

Whatsapp
El parking de Les Oques es uno de los 10 parkins subterráneos con los que cuenta la ciudad. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

El parking de Les Oques es uno de los 10 parkins subterráneos con los que cuenta la ciudad. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

El Ayuntamiento de Reus estudia incorporar un nuevo parking subterráneo en el Barri del Carme. El planteamiento inicial es que se ubicara en el ámbito de desarrollo del barrio, donde el pasado año se derrumbaron diferentes edificios entre la calle de Sant Benet, del Arquitecte Caselles y la calle Closa de Freixa. Pero aún no hay calendario ni proyecto previsto.

El equipo de gobierno apuesta por el sistema de parkings subterráneos para dar respuesta a las necesidades de aparcamiento de la ciudad. En estos momentos la empresa municipal Reus Mobilitat i Serveis gestiona 4.440 plazas de aparcamiento subterráneo en 10 parkings distribuidos por la ciudad y unas 1.700 plazas de zona azul repartidas por toda la ciudad.

¿Pero, es fácil aparcar en Reus? Esta es una de las preguntes que el Diari de Tarragona hizo a los usuarios a través de una encuesta pública en la página web para que los ciudadanos valoraran los servicios de la ciudad. Se mantuvo abierta durante 20 días, concretamente, del 14 de enero al 2 de febrero. En total participaron 1.000 personas. La facilidad de aparcar, fue una de las cuestiones menos valoradas obteniendo un resultado de 3,30 sobre 10 pese a que las tarifas de los parkings municipales sean de las más económicas del territorio. Como máximo cuesta cuatro euros al día mientras que en Tarragona el límite diario se fija en 5,50 euros.

En los parkings subterráneos la tarifa nocturna es de 50 céntimos por hora desde las 10 de la noche hasta las 6 de la mañana. Según el Ayuntamiento, se implementó con el objetivo de «potenciar la oferta cultural de ocio y de restauración de la ciudad».

Por otro lado, en estos equipamientos municipales los residentes pueden aparcar por un importe mensual de 33 euros, lo que significa un coste diario de poco más de un euro.

Los parkings subterráneos de Reus son más económicos que los de Tarragona 

Los usuarios coinciden en afirmar que aparcar en zona blanca es «prácticamente imposible» y lamentan que siempre tengan que rascarse el bolsillo para poder estacionar. Por contra, sí que consideran que a diferencia de otras ciudades cercanas, como Tarragona, las tarifas son bastante asequibles y siempre encuentran sitio.

Víctor Esquinas, vecino del barrio del Carrilet, expone que aparcar gratis es «imposible». En su barrio hay algunas zonas blancas pero «siempre están a tope» y considera que «los parkings subterráneos están muy bien y relativamente cerca del centro».

Por su parte, Isabel Casadó, que vive en una masía a las afueras de Reus señala que «siempre que tenemos que venir a comprar tenemos que coger el coche y tienes que contar que siempre tendrás que pagar para aparcar».

Dolors Martínez, vecina de Castellvell considera que «es fácil aparcar pagando y si lo comparas con otras ciudades el precio no es caro, pero barato tampoco».

También comparte esa misma opinión Francesc Ortega, vecino de Botarell: es fácil pagando. Alguna vez, había intentado dejar el coche en la explanada de la avenida Països Catalans, justo al lado de Mercadona, pero siempre está lleno, apunta. Cuando se desplaza a Reus, aparca en los parkings subterráneos: «Están en el centro. Es más difícil aparcar en Tarragona y además allí no son tan amplios».

El carril bici, el servicio peor valorado de Reus

Dieciséis servicios públicos de Reus a examen y una media global de un 4,10 de nota. Este ha sido el resultado de la encuesta sobre la calidad de los principales aspectos municipales de la ciudad, que han sido suspendidos bajo el criterio de un millar de personas.

Otros vecinos utilizan los parkings subterráneos como su parking de vivienda. Es el caso de Josep Solanes: «Utilizo el parking subterráneo por comodidad, para no complicarme la vida (...) es muy asequible». Solanes se sacó un abono mensual que asegura que le sale más a cuenta.

Por su parte, los comerciantes valoran positivamente la situación de los parkings en Reus. Pau Salvadó, Coordinador de la Comissió de Comerç de la Cambra de Comerç de Reus, «considera que están ubicados estratégicamente para llegar con facilidad al centro y con unas tarifas más asequibles en comparación al resto de ciudades próximas (…) el aparcamiento no es un problema para que vengan a comprar».

Salvadó remarcó que uno de los parkings al que no resulta tan fácil llegar es el de la Plaça Prim por las restricciones peatonales a la zona. Pero aun así «sigue habiendo el de la Llibertat o el de les Oques», asegura. En cuanto a zonas azules, consideran que quizás faltan algunas en algunos puntos de la ciudad e incluso señalan que se podría estudiar reducir las tarifas aunque reconocen que son bastante asequibles.

Una de las últimas actuaciones que ha llevado a cabo el Ayuntamiento es mejorar el aparcamiento en el entorno del hospital y se han integrado al sistema tarifario municipal las 1.537 plazas de estacionamiento del Hospital y el Edificio Tecnoparc.

Además, se ha incorporado una nueva zona azul con 320 plazas en el exterior del hospital.

El consistorio proyecta un parking en la zona de la antigua Hispània y otro en el Passeig Mata

En un futuro el consistorio tiene previsto ampliar la oferta de aparcamientos públicos. Con el desarrollo urbanístico de la antigua Hispània, uno de los «grandes proyectos del mandato», el equipo de gobierno tiene claro que en la zona quiere construir un aparcamiento subterráneo de tres plantes. Además, consideran que debe haber tanto vivienda pública como privada y un equipamiento público. En estos momentos, se ha encargado la redacción del Pla de Millora Urbana, un documento que deberá definir la distribución de los usos públicos y privados del espacio.

Finalmente el Ayuntamiento también ha licitado la redacción del anteproyecto de urbanización del entorno Passeig Mata y la calle Ample. El documento también deberá contemplar un parking subterráneo bajo el Passeig Mata con capacidad para unos 400 vehículos. Y servirá para tener una orientación del coste de la obra.

Desde el consistorio, se está llevando a cabo el despliegue de cargadores de vehículos eléctricos en todos los aparcamientos municipales y zonas reguladas de la ciudad. En total tiene 14 estaciones y puede dar servicio simultáneo a 32 vehículos.

Por su parte, la concejal de Urbanisme Marina Berasategui asegura que «con la revisión del Pla de Mobilitat Urbana que impulsaremos en el marco de la Comissió Especial de Mobilitat Sostenible planificaremos todas aquellas acciones que favorezcan una presencia del coche en la ciudad más adecuada al modelo de ciudad sostenible que queremos, y la red municipal de aparcamientos tiene un papel muy importante».

Temas

Comentarios

Lea También