Más de Reus

El Ayuntamiento de Reus licitará en octubre la adjudicación de parcelas de huertos urbanos

La vecindad del barrio Gaudí y Sol i Vista, que acogen estas zonas de titularidad municipal, entienden que se abra a la ciudadanía pero piden que se recuerde dónde surgió la iniciativa

C. VALLS

Whatsapp
Imagen de uno de los usuarios de una parcela de huerto urbano en el barrio Gaudí de Reus. FOTO: A. MARINÉ

Imagen de uno de los usuarios de una parcela de huerto urbano en el barrio Gaudí de Reus. FOTO: A. MARINÉ

«De vez en cuando paso la tarde en el huerto, da mucha vida. Es un entretenimiento y allí cultivo tomates y habichuelas, entre otros productos. Después, puedes llevártelos a casa e incluirlos en la comida». Así resume su experiencia Antonio (77 años), usuario de una de las parcelas de huerto urbano ubicadas en el barrio Gaudí, cuya titularidad es municipal. Para él es una práctica que lo mantiene ocupado y activo, además ya contaba con cierta experiencia. Y, como ésta, hay muchas más historias.

De hecho, huertos urbanos de ámbito municipal hay cerca de unas «35 parcelas» en la ciudad, cifran fuentes municipales, y éstas están ubicadas en el barrio mencionado, así como en Immaculada y Sol i Vista. Sobre este tema, precisamente, a principios de año se registraron ciertas inquietudes por parte de la vecindad. Resulta que había algunas parcelas vacías que no se utilizaban, y la ciudadanía interesada pedía agilizar la adjudicación de parcelas para así darles uso y responder a la demanda de gente interesada. El proceso, aun así, seguía detenido, al menos hasta este viernes pasado.

Y es que a finales de la semana pasada, la concejalía competente –Salut i Ciutadania– citó a las entidades vecinales que acogen estos espacios. Más allá de difundir la idea de huertos urbanos como «espacios de convivencia y cohesión, que abogan por la prevención de la salud, de carácter intergeneracional y abiertos a toda la ciudadanía» –en palabras del concejal correspondiente, Òscar Subirats–, les expusieron una iniciativa que «pondremos en marcha en dos fases», dice el edil. La primera contempla crear sinergias con la Escola d’Horticultura i Jardineria de Reus. «Queremos valernos de su conocimiento técnico para que elaboren un plan de mejora en materia de huertos urbanos y que nos asesoren sobre cuáles son las condiciones que se pueden mejorar. Se focalizarán en asesorarnos en materia de cierres perimetrales, por ejemplo, o cómo tiene que ser la distribución de parcelas, entre otros puntos», distingue el concejal.

La segunda fase, «ya orientada hacia 2022», expone, está relacionada con la activación de un plan de dinamización social, «en el que se abordará la prevención de la salud, hábitos saludables y cohesión», concreta. Subirats indica, por otro lado, que es «de vital importancia contar con la opinión de los expertos para así avanzar de forma efectiva».

Ahora bien, según el Reglament de Règim d’ús dels Horts Urbans en Terrenys de Titularitat Municipal, se contempla que «las licencias de uso privativo de cada uno de los huertos se otorgarán por un período de tres años, prorrogable por dos anualidades más, a contar desde la resolución de concesión de la licencia, salvo que en ésta se determine algo distinto».

En este sentido, Subirats expone que «esos tres años habían vencido y la primera decisión tomada fue la de dejar la concesión en precario», ya que «había gente que había comprado material para seguir cultivando e invertido en las parcelas». Por ello, explica, han trasladado el «concurso público a este mes de octubre», con el fin de que el tiempo que pase «pueda ser aprovechado por los usuarios para que finalicen el ciclo de las cosechas del verano», dice. El concurso, eso sí, estará abierto a toda la ciudadanía. «Este concurso nos ayudará a analizar qué demanda hay en la ciudad en lo que a huertos urbanos se refiere. Incluso, podremos saber qué necesidad hay en otros barrios», continúa.

Sin solicitudes nuevas

En publicaciones anteriores relacionadas con el tema y de las que se hizo eco el Diari, hubo barrios, como el de Montserrat, desde donde dijeron estar interesados en sumarse a la iniciativa. Aun así y habiendo preguntado a la concejalía, dicen que «no hemos registrado ninguna solicitud de ningún barrio en concreto».

Cabe decir que, más allá de que una entidad vecinal esté interesada en acoger parcelas, la zona ha de cumplir con ciertos requisitos, dispuestos en el reglamento, y tienen que ser de titularidad municipal.

Temas

Comentarios

Lea También