Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Golf Aigüesverds de Reus saldrá a subasta si en cinco meses no encuentra comprador

Entra en fase de liquidación y rebajan el precio de compra a 1,2 millones para evitar la subasta. El club sigue con su actividad

Francesc Gras

Whatsapp
La administración concursal tomó el control del Club de Golf Aigüesverds hace tres años. FOTO: Pere Ferré

La administración concursal tomó el control del Club de Golf Aigüesverds hace tres años. FOTO: Pere Ferré

El Golf Aigüesverds de Reus ha entrado en fase de liquidación justo ahora que se cumplen tres años desde que la administración concursal tomara el control del club por orden judicial. Se trata de la última  fase de un largo proceso que podría terminar con la subasta del campo de golf. 

Pero vayamos por partes. Según ha podido saber el Diari, los administradores concursales han rebajado el precio de compra del campo en un millón de euros, aproximadamente, para intentar cerrar su venta. El precio de todo el complejo (incluyendo la piscina, restaurante, la Casa Campo...) se sitúa ahora en 1,2 millones de euros. 

Los interesados tendrán que presentar la oferta acompañada de un plan de negocio y de un depósito de 50.000 euros. Además, también deberá subrogar a la actual plantilla de trabajadores. En esta ocasión, el primer inversor en realizar el citado pago tendrá prioridad en su adquisición al gozar de un derecho de tanteo. «La primera oferta que cumpla con las condiciones tendrá capacidad para igualar la propuesta de un segundo interesado en caso de que existiera», explicaron los administradores concursales cuando anunciaron la primera rebaja del precio de compra.

La fecha límite para la compra del campo es el 30 de septiembre

Al encontrarse ya en la fase final del procedimiento, si no aparece ningún comprador en los próximos cinco meses que cumpla con los requisitos anteriormente mencionados, el Golf Aigüesverds saldría a subasta. La fecha límite es el 30 de septiembre y la finalidad de la fase de liquidación es que los acreedores puedan obtener la mayor cantidad adeudada posible. Tampoco hay que olvidar que por las características del campo, la subasta pública se produciría por lotes, ya que el complejo está dividido en distintas parcelas. 

La administración concursal tomó el control de la empresa propietaria del Club de Golf Aigüesverds por orden judicial. Fue el Juzgado Mercantil de Tarragona el que estimó la solicitud de concurso necesario que presentaron el Club de Golf Reus Aigüesverds (los socios), Lou Trainers SCP y Suministros Agrícolas Jordi Camps S.L. contra la titularidad del campo, la sociedad Golf Aigüesverds S.A. (GASA). Cabe señalar que el SAREB, el Ayuntamiento de Reus y la Tesoría General de la Seguridad Social también figuran como principales acreedores del concurso.

El Ayuntamiento de Reus, el SAREB y la Tesorería General de la Seguridad Social figuran entre los principales acreedores

El interés de los socios

Según explicaban hace meses los propios administraciones concursales, a lo largo de todo este tiempo han surgido muchos interesados, a pesar de no acabar materializándose ninguna propuesta. Entre ellos también estarían los propios socios del club y la supracomunidad de propietarios de las viviendas de la urbanización Les Palmeres. De hecho, las dos partes llegaron a crear una comisión para estudiar la posible compra del campo que, finalmente, rechazaron por no poder asumir el precio estipulado. En aquel primer momento rondaba los tres millones de euros. 

Más allá del precio, otro de los motivos que podrían haber frenado el interés final de los inversores es que las distintas parcelas que integran el campo no están calificadas como terreno edificable.

La delicada situación económica en la que se encuentra la sociedad Golf Aigüesverds S.A. (GASA) no se traduce en el estado que presenta el campo, en óptimas condiciones para la práctica del golf. A lo largo de los tres años que lleva la administración concursal al frente de la instalación, la actividad diaria no se ha interrumpido y ha continuado con su actividad.

Temas

Comentarios

Lea También