Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El día en que Joan Rius volvió a nacer en una acera gracias a los Mossos de Reus

Sufrió un paro cardíaco y la actuación de los agentes le salvó la vida. Pasó más de dos meses en el hospital y ha logrado recuperarse. Ese día paseaba con su mujer cuando se le paró el corazón y se desplomó en plena calle fracturándose también la mandíbula

Francesc Gras

Whatsapp
Reencuentro de Joan Rius con los Mossos d’Esquadra que le salvaron la vida, junto al taller de la avenida Països Catalans. Foto: Alba Mariné

Reencuentro de Joan Rius con los Mossos d’Esquadra que le salvaron la vida, junto al taller de la avenida Països Catalans. Foto: Alba Mariné

Joan Rius Vilalta asegura que recordará el 2017 como el año en el que volvió a nacer. Una parada cardíaca a punto estuvo de acabar con su vida y le obligó a pasar más de dos meses entre el Hospital Joan XXIII y el Sant Joan. Ahora, siete meses después de lo ocurrido, quiere hacer pública su historia para agradecer a todas las personas que le han ayudado y la atención recibida. Pero de forma especial a los agentes de los Mossos d’Esquadra de Reus que le atendieron in situ en la calle y le salvaron la vida. 

Los hechos se remontan al pasado 23 de enero. Por aquel entonces Joan Rius Vilalta todavía no había cumplido los 64 años. Sobre la una del mediodía paseaba con su mujer, Isabel Miró, por la avenida Països Catalans cuando el corazón se le paró. Según recuerda su mujer, cayó desplomado al suelo fracturándose la mandíbula. También se produjo varias heridas en la cara. 

Los hechos tuvieron lugar el pasado 23 de enero en la avenida Països Catalans

Por suerte, justo en aquel instante circulaba por la avenida una patrulla de los Mossos d’Esquadra que se detuvo al instante tras percatarse de lo ocurrido. Mientras uno de los agentes intentaba tranquilizar a la mujer, el otro empezó con la reanimación cardiopulmonar (RCP). El hombre, recuerdan, estaba perdiendo mucha sangre. En las maniobras de reanimación también se sumaron otros dos agentes de otra patrulla y una técnica sanitaria que se encontraba en ese momento observando la escena y quiso ayudar. Y es que los hechos ocurridos levantaron mucha expectación.  

Ayuda en un taller

También llegó, directa del CAP Sant Pere, una ambulancia del Sistema d’Emergències Mèdiques (SEM). Fue entonces cuando continuaron las tareas de reanimación en el interior del taller Pneumàtics Gregori, situado delante donde Joan Rius perdió el conocimiento. Tanto él como su mujer están también muy agradecidos a la ayuda desinteresada recibida de las personas del taller. 

«Los Mossos me salvaron la vida tras el paro cardíaco. Tuve mucha suerte que pasaran por allí en ese momento y que actuaran de forma tan rápida y efectiva. En caso contrario no sé lo que hubiera ocurrido», manifiesta Joan Rius, quien también asegura que su caso es una historia de éxito gracias a los aciertos de mucha gente.

'Los Mossos me salvaron la vida tras el paro cardíaco'

Según recuerdan los agentes, los intentos para reanimarle se alargaron, aproximadamente, durante una hora. En ese instante, los sanitarios del SEM tomaron la decisión de trasladarlo a la Unitat d’ Hemodinàmica Hospital Joan XXIII de Tarragona.

Durante el viaje hacia Tarragona fue cuando el corazón de Joan Rius empezó a dar señales de querer recuperarse. Entonces empezó un largo periplo de operaciones y curas intensivas para superar todas las importantes lesiones ocurridas a raíz de la parada cardíaca. Tras pasar algo más de un mes en el Joan XIII, fue trasladado al Hospital Sant Joan de Reus. 

El reencuentro

De su paso por los dos centros hospitalarios quiere agradecer la atención de los sanitarios del SEM, de las doctoras Ester Sanz y Valdovino y de tantos otros médicos y enfermeras que le ayudaron. Y también, una vez más, a los Mossos d’Esquadra que le salvaron la vida. Asimismo se lo comunicó esta semana cuando se reencontró con ellos para recordar lo ocurrido. Una reunión muy especial y emotiva para  todos. 

Desde el pasado mes de junio,  Joan Rius vuelve a almorzar todas las mañanas con su grupo de amigos en el Orfeó Reusenc tras vivir una  historia  que, en sus propias palabras, es el mejor ejemplo de que cuando las personas se ayudan pueden ocurrir cosas excepcionales. 

Temas

Comentarios

Lea También