Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El nuevo centro de Alzheimer de Reus encara los últimos detalles y abrirá en octubre

En el centro de día habrá ochenta plazas, de las cuales, la mitad se espera que puedan ser públicas

Montse Plana

Whatsapp
Imagen de la entrada del nuevo centro de Alzheimer de Reus. FOTO: ALBA MARINÉ

Imagen de la entrada del nuevo centro de Alzheimer de Reus. FOTO: ALBA MARINÉ

A pocos días del Día Mundial del Alzheimer –que se celebra el 21 de septiembre–, el centro diurno de Reus que dará servicio a personas que padecen esta enfermedad ya está prácticamente finalizado, con previsión que se ponga en funcionamiento a finales de octubre. El edificio, ubicado al lado del santuario de Misericòrdia, está terminado «y ahora se están ultimando detalles», explicaban ayer los hermanos Santi, Fèlix y Margarita Oliva. Ellos, a través de la fundación que lleva el nombre de su madre, Rosa Maria Vivar, son los impulsores de este proyecto pionero: un centro diurno pensado para las personas con Alzheimer en el que se realizarán tratamientos no farmacológicos, centrándose en la estimulación cognitiva y físico-funcional. De hecho, la Associació de Malalats d’Alzheimer de Reus i Baix Camp liderará la prestación de servicios. «Es un espacio cálido, con el interior de madera, para que se sientan como en casa», explicaban. Y es que, como señala la directora terapéutica del centro, Maria Jesús Lerín,«las emociones las perciben hasta el final».

Con las obras ya finalizadas, la previsión sería que el centro esté operativo a finales de octubre, «a principios de noviembre a muy estirar», añadía Margarita Oliva, presidenta de la Fundación Privada Rosa María Vivar. Además, para los días 26, 27 y 28 de septiembre se han organizado jornadas de puertas abiertas (mañanas de 10 a 12 h y tardes de 17 a 19 h) para poder dar a conocer a toda la población, a través de visitas guiadas, el nuevo centro. «Después, iniciaremos los trámites administrativos para poner en marcha el centro», destacaron los hermanos Oliva, que añadieron: «Se trata de un calendario sentimental, porque queremos que nuestra madre, en fase avanzada de Alzheimer, pueda pisar el centro».

La capacidad será para ochenta usuarios en el centro de día, con la intención que la mitad de las plazas sean públicas. «Hemos hecho los trámites, pero aún estamos a la espera de Generalitat. Nuestra intención es que este centro dé servicio a toda la población: a los que se puedan permitir un centro privado, pero también a aquellos que no tengan tantos recursos», señalaba Margarita Oliva. Además de los usuarios del centro de día, cabe destacar que el equipamiento tendrá una unidad de rehabilitación, con la que se dará servicio a unas sesenta personas más.

Estructura alrededor de un olivo

Más de 3.500 metros cuadrados de jardín rodean el edificio. El punto de partida se encuentra en el patio interior, donde hay un olivo centenario: el que estaba en el jardín de la fundadora de la fundación, Rosa Maria Vivar. A partir de aquí, se estructuran cuatro módulos: dos estarán destinados a centro de día (para personas con alteraciones cognitivas), un tercero será una unidad de estimulación y rehabilitación cognitiva (para personas con alteraciones de la memoria o profesionales y jóvenes que quieran potenciar sus capacidades y agilidades mentales) y en el cuarto se ubicará la parte administrativa.

El interior es de madera. FOTO: Alba Mariné

En la área de influencia de Reus hay unas 5.600 personas afectadas por el Alzheimer y, en la provincia, 16.500. No obstante, se calcula que hay entre un 30 y 40% de afectados que no están diagnosticados.

Temas

Comentarios

Lea También