Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reus Comercio

El nuevo macrobazar chino de Reus, a punto de abrir puertas

Está ubicado en la avenida de Marià Fortuny, en el edificio del antiguo concesionario de coches Samsa, y es de la cadena Hiper Asia

Whatsapp
Imagen del exterior del edifcio que albergará el nuevo macrobazar chino de la avenida marià Fortuny. Foto: Alba Mariné

Imagen del exterior del edifcio que albergará el nuevo macrobazar chino de la avenida marià Fortuny. Foto: Alba Mariné

La apertura del nuevo macrobazar chino de la avenida Marià Fortuny –noticia avanzada por el Diari en su edición del 15 de septiembre– es inminente. Fuentes próximas a la cadena Hiper Asia, encargada de la gestión del nuevo comercio- ya confirmaron en su día que la bazar abriría sus puertas en el mes de noviembre. Aunque el interior de las instalaciones no puede verse, ya que los cristales están tapados con cartones, los acabados del exterior del edificio advierten que su puesta en marcha es cuestión de días.

Aquellos que podían pensar que la implantación de bazares chinos en las grandes ciudades sería una moda pasajera estaban equivocados. Hace años que este tipo de negocios han crecido de manera considerable en el centro de la ciudad de Reus, algunos de ellos de grandes dimensiones -incluso ocupando bajos que dan a dos calles, como es el caso de uno que hay en el Passeig Sunyer y que también tiene entrada por la avenida del President Companys.

Últimamente, también se han implantado macrobazares que ocupan grandes naves industriales, como por ejemplo el Merca Eurasia que hay en la avenida de Tarragona, en el polígono Tecnoparc de Reus.

Ahora, estos marcrobazares se acercan más al centro de la ciudad y se implantan en pleno núcleo urbano. Es el caso del que está a punto de abrir sus puertas en las viejas instalaciones del concesionario de coches Samsa Citroën. Hiper Asia solicitó la licencia de obras el pasado verano y en septiembre ya empezaron los trabajos en este edificio de dos plantas.

La extensión de bazares y comercios chinos no es nueva en la capital del Baix Camp. Hace años que ésta empezó con la implantación de estos negocios en los barrios algo más alejados del centro de Reus. Eran negocios de mediana envergadura en los que se podían encontrar artículos de todo tipo a un precio asequible y que llegaron para sustituir a los antiguos ‘Todo a 100’, muchos de los cuales desaparecieron con la llegada del euro.

Más cerca del centro

Con el paso del tiempo, este tipo de tiendas se han ido acercando cada vez más al centro, a través de bajos de gran superficie. Uno de los ejemplos lo tenemos en un bazar que abrió sus puertas hace unos años en plena plaza de la Llibertat y que todavía hoy funciona a pleno rendimiento. Otros ejemplos, además del ya comentado del Paseo Sunyer, se pueden encontrar en las calles Castellvell o General Moragues.
Ahora es el turno de los macrobazares, un tipo de negocio que tiene como principal ventaja que en su interior se agolpa una gran cantidad de artículos, que van desde la moda, hasta el bricolaje, la decoración o el menaje.

Además de estas tiendas, la comunidad china también hace tiempo que se ha especializado en Reus -y en otras muchas ciudades- en el negocio de los bares, quedándose con algunos de los de toda la vida y manteniendo la actividad. También se da el caso, aunque en menor medida y cada vez menos, de alguna peluquería regentada por miembros de la comunidad china.

Temas

Comentarios

Lea También