Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El problema de Reus con el fuego

Sucesos. La ciudad mantiene una batalla contra los pequeños incendios. Los casos de contenedores quemados nunca cesa

FRANCESC GRAS

Whatsapp
Francesc Gras

Francesc Gras

La fase 1 ha entrado con fuerza en Reus. El salto de pantalla ha supuesto una transformación bastante radical en la ciudad. La vida ha regresado a las tiendas, las calles y, sobre todo, en las terrazas de los bares. El proceso de desescalada continuará esta semana, entre otros, con la apertura de los parques públicos. Esperemos que este trayecto fluya de la mejor manera con el civismo y la comprensión de todos.

Este ímpetu en el inicio hacia la nueva normalidad también ha tenido su parte negativa. Y es que durante la última semana, en Reus ha pasado de todo. Desde robos en vehículos estacionados en la calle y en el interior de viviendas, hasta un apuñalamiento al propietario de un comercio (uno de ellos ya ha ingresado prisión) o el intento de atropello de un descerebrado a un grupo de gente que practicaba deporte en el Camí de la Pedrera del Coubi. Incluso las abejas han hecho acto de presencia en la vía pública.

El camión de la basura quedó totalmente calcinado. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Pero todo ello se ha visto superado por la explosión del camión del servicio de recogida de la basura que, por suerte, terminó sin víctimas. En mi caso, fui de los muchos reusenses que pasada la medianoche escuchó el fuerte estallido desde su casa. Un ruido extraño que me hizo activar al instante. De inmediato, las redes sociales se llenaron de imágenes de fuego y todo tipo de conjeturas.

La rápida actuación de todos los cuerpos de emergencia y de seguridad ayudaron a limitar el impacto y sus consecuencias, que sólo quedaron en un camión totalmente calcinado, otro vehículo afectado y tres contenedores quemados. Un balance ‘satisfactorio’ por lo que hubiera podido ocurrir si en lugar de la medianoche hubieran sido las seis de la tarda.

Todo el proceso de reparación de un contenedor cuesta unos 1.500 euros 

Así lo exponen los propios trabajadores del servicio de recogida de la basura, muy preocupados con todo lo ocurrido. Y no es nada extraño. En los últimos dos años han sucedido casos parecidos, quizás por la antigüedad de unos vehículos tras las reiteradas prórrogas de un convenio con más de 10 años de antigüedad. De hecho, hace cerca de un año otro camión de la basura se incendiaba en la Riera Miró. En aquella ocasión, tampoco resultó herido nadie.

Aunque el caso más sorprende fue el que calcinó parte de las instalaciones de FFC en el polígono AgroReus y dejó inservibles a seis camiones. La imagen que recuerdo de cómo quedó todo era bastante desoladora. Todo ello podría ser sólo un capítulo aislado fruto de la mala suerte si no fuera porque, cíclicamente, se repiten numerosos episodios de quema de contenedores. Pocas ciudades del tamaño de la Reus deben tener unos índices similares de afectación. Ahora parece que el problema vuelve, ya que en los últimos días se suman varias unidades quemadas. Y eso llama la atención de muchos ciudadanos que, a menudo, te lo comentan.

No hay que olvidar, que el Ayuntamiento tuvo que costear parte de la reposición de los contenedores hace tres años porque las unidades afectadas superaba el 2% del total (1.500€ por contenedor). Y si retrocedemos otros tres años más, recordaremos la serie de quema de vehículos intencionada. Demasiados episodios como para no reconocer que, en Reus, no logramos ganar la batalla definitiva a los pequeños incendios.

Temas

Comentarios

Lea También