Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

En marcha la nueva fase del Pla de Barris en Sol i Vista de Reus

El Ayuntamiento ha aprobado inicialmente la reforma de la calle Roger de Llúria, con un presupuesto de cerca de 200.000 euros

Diari de Tarragona

Whatsapp
Carles Pellicer, y el concejal Marc Arza, en la presentación de la segunda fase del Pla de Barris. FOTO: A.G.

Carles Pellicer, y el concejal Marc Arza, en la presentación de la segunda fase del Pla de Barris. FOTO: A.G.

El Ayuntamiento de Reus ha aprobado de manera inicial el proyecto de obras de remodelación de la calle Roger de Llúria, en el Barri de Sol i Vista, en el tramo comprendido hasta la calle Josep Iglésias i Fort.  El proyecto, actualmente en fase de exposición pública, supone la segunda fase del Pla de Barris de Sol i Vista i Immaculada. 

La obra fue un compromiso expreso del alcalde, Carles Pellicer, adquirido ante los vecinos del barrio. Está previsto que se ejecute en el marco del Pla de Barris una vez el Departament de Territori i Sostenibilitat de la Generalitat de Catalunya anunciase la prórroga, hasta el 31 de diciembre de 2019, de los proyectos beneficiarios para la convocatoria de 2009. 

Una vez aprobado definitivamente el proyecto, el Ayuntamiento de Reus iniciará el proceso de licitación de la obra con un presupuesto estimado de 200.000 euros. Se prevé que, una vez iniciada, la obra se realice en un plazo máximo de cuatro meses. 

La remodelación de la calle Roger de Llúria mantiene el sentido de circulación existente, con dos sentidos, en el tramo desde la avenida de Falset hasta la calle Josep Iglésias i Fort. Se prevé que a partir de dicha calle, solamente haya un único sentido. 

La solución proyectada amplía las aceras siguiendo los criterios del Pla de Mobilitat Urbana de Reus y dotándolas de unas características similares a las calles recientemente remodeladas en el barrio en los últimos meses. 

Se trata de aceras de granito, pavimento de terrazo y pavimento asfáltico, con unas secciones que se han diseñado con el objetivo de dar una mayor comodidad a los viandantes del barrio Sol i Vista y que también están  adaptadas a las personas con movilidad reducida, pues se ha incrementado el ancho de las actuales aceras. 

El proyecto de actuación, pendiente de la aprobación definitiva, incluye también obras en el sistema de saneamiento, el de iluminación y la jardinería. 

Temas

Comentarios

Lea También