Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Frente común del Ayuntamiento de Reus para reclamar la residencia de Horts de Miró

El gobierno se suma a la reivindicación de los grupos de la oposición para poner en marcha el equipamiento. La concejal Montserrat Vilella señala que están en conversaciones con la Generalitat sobre esta cuestión 

F. Gras - M. Just

Whatsapp
Miembros de la Associació de Gent Gran, levantando pancartas durante el pleno donde reclaman la apertura de la residencia. Foto: Alfredo González

Miembros de la Associació de Gent Gran, levantando pancartas durante el pleno donde reclaman la apertura de la residencia. Foto: Alfredo González

El Ayuntamiento de Reus reclama la apertura del centro de día y residencia del CAPI Horts de Miró. La oposición en bloque (CUP, C’s, PSC y PP) presentó este jueves una moción para poner sobre la mesa esta reivindicación histórica. Y el gobierno (PDeCAT, ERC y Ara Reus) se mostró también favorable. Aunque no sea lo más habitual, y más teniendo en cuenta que el texto criticaba la gestión del actual equipo de gobierno.

La concejal de Benestar Social, Montserrat Vilella, recordó, sin embargo, que la decisión de abrir la residencia no depende únicamente del consistorio. Asimismo, según explicó, llevan tiempo trabajando con la Generalitat para que financie las nuevas plazas y permita que pueda llevarse a cabo su apertura. Por este motivo concluyó su intervención asegurando que la moción presentada «avala el trabajo que estamos haciendo» y criticando la posición de los socialistas, que «tampoco abrieron la residencia por falta de presupuesto». Finalmente, la moción fue aprobada por unanimidad, aunque este punto también provocó un rifirrafe entre la portavoz de la CUP, Marta Llorens, y el alcalde Carles Pellicer

La moción sobre el CAPI Horts de Miró derivó en un rifirafe entre Pellicer y Llorens

Durante las distintas intervenciones, varios representantes de la Associació de Gent Gran, que se hallaban presentes en el salón de plenos, alzaron pancartas de rechazo a la actuación del equipo de gobierno municipal. Eran reivindicativas, y exigían la apertura «rápida» del equipamiento del barrio Horts de Miró.

Referéndum y lengua

Fue una larga sesión plenaria en la que el referéndum también tuvo un papel destacado y levantó polémica (ver la información sobre este punto en la página 5 de esta edición). 

Unas discrepancias ideológicas entre los distintos grupos que se plasmaron también en el último punto del pleno, donde se aprobó la creación de un concurso literario «que premie el talento independiente del hecho que el autor sea una mujer o un hombre» y donde el texto pueda escribirse tanto en catalán como en castellano. Era una moción de Ciudadanos que también generó un intenso debate político pasadas las nueve de la noche. La propuesta prosperó con los votos de los ediles de Ciudadanos, El PP y Ara Reus.

Temas

Comentarios

Lea También