Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Incendio intencionado en el Merca Eurasia de Reus

Cuatro individuos irrumpieron en el almacén de este local de la avenida Tarragona. El sistema antiincendios evitó una catástrofe mayor.

Francesc Gras

Whatsapp
Al fondo, se observan hasta cuatro personas forzando la puerta lateral de este bazar Merca Eurasia en Reus.

Al fondo, se observan hasta cuatro personas forzando la puerta lateral de este bazar Merca Eurasia en Reus.

Cuatro individuos (así se ve en el sistema de videovigilancia de Merca Eurasia) irrumpieron en la madrugada del sábado en este macro bazar situado en la calle Perú (en la zona del Tecnoparc junto con la avenida Tarragona de Reus) y especializado en la venta de productos del hogar, decoración y complementos.

Los asaltantes rompieron la verja exterior y seguidamente, la puerta del almacén. Pasaban pocos minutos de las cinco de la madrugada. Los propietarios del local aseguran que no robaron dinero ni material pero sí decidieron prender fuego en el almacén donde se guardan todos los productos que están a la venta como: espejos, mesas, sillas, decoración... Material inflamable.

Imagen de los desperfectos ocasionados por este incendio intencionado. FOTO: F.G.

Los asaltantes entraron y salieron en pocos minutos. La alarma del bazar no saltó, puesto que había sido anulada semanas atrás en otra incursión, ha explicado el propietario del negocio al Diari. De hecho, el mismo titular del negocio se percató del desastre horas después, cuando se disponía a abrir el negocio.

La parte de la tienda no tiene daños y los clientes no se percataron de nada puesto que todo estaba en orden. Pero en el almacén existen evidencias claras de que alguien quiso hacer daño más que robar. Esta es la hipótesis del propietario a la espera de que la investigación policial pueda arrojar algo más de luz a esta incidencia.

El bazar de la avenida Tarragona se diseñó y construyó con un sistema antiincendios para evitar que el edificio ardiera en caso de un chispazo.Y gracias a los sensores de agua situados en el techo del almacén, las llamas no pasaron de esta sala. Los daños materiales están en aquellos que sufrieron las llamas o el calor del fuego y los que han podido recibir el agua de los aspersores. El valor de los daños todavía no estaría cuantificado.

El propietario denunció los hechos a la Guàrdia Urbana de Reus y a los Mossos d'Esquadra ha asegurado al Diari. Con la ayuda de las cámaras se confía en identificar a los autores de este acto vandálico. La investigación está en marcha.

Temas

Comentarios

Lea También