Más de Reus

Las personas sordas descubren el patrimonio

Las Jornades Europees de Patrimoni acercan espacios de interés a personas con deficiencia auditiva de la ciudad de Reus

C. Valls

Whatsapp
Una visita adaptada realizada el sábado en el Monestir de Santes Creus. FOTO:  Judit Romeo.

Una visita adaptada realizada el sábado en el Monestir de Santes Creus. FOTO: Judit Romeo.

Este fin de semana, las Jornades Europees de Patrimoni –una iniciativa del Consejo de Europa y la Comisión Europea–, cuyo objetivo es impulsar bajo el paraguas de la Generalitat de Catalunya el acercamiento de la ciudadanía a edificios emblemáticos del territorio, ha llegado a su fin.

Este proyecto anual promueve la apertura de puertas de diferentes espacios, como monumentos, museos y demás entidades culturales para ser descubiertos por aún más gente. Este 2021 se cumplen tres décadas de la realización de estas jornadas y este fin de semana (entre otros tipos de público), diferentes asociaciones de la comunidad sorda del territorio, venida de municipios como Cambrils y Reus, se han acercado a  localizaciones de gran interés patrimonial. 

Visita a Santes Creus

Ha sido un ejemplo la visita adaptada del sábado en el Monestir de Santes Creus, encuentro en el que participaron 23  personas. «La actividad acogió tanto a personas sordas como otras que no lo eran. El itinerario se realizó junto a la intérprete de lengua de signos Diana Bargalló, que trabajó de forma simultánea a la explicación que daba yo. Tuvimos unos asistentes de lo más participativos. Iban preguntando curiosidades y se mostraron agradecidos doblemente por aprender de una forma tan completa», explica la educadora Serra Rabadà.

Información de calidad

Y es que, como añade Bargalló –presente en la visita, como decía  Rabadà–, «hubo visitantes que ya habían visitado el lugar por su cuenta, sin intérprete que les diera información adaptada» a sus necesidades. «Por lo tanto, al tener a ambas personas en la visita, agradecieron esa información de calidad, a la que le dan mucho valor; este año, la iniciativa se ha promocionado mucho y ha tenido éxito, en septiembre ya habían reservas hechas», resume Rabadà.  La educadora recuerda cuán importante sería «tener más visitas adaptadas para la comunidad sorda, independientemente de la realización de las jornadas».

Bargalló está de acuerdo y tercia: «Hace falta coordinar más visitas adaptadas y hacer difusión; las visitas híbridas, con público oyente y otro sordo, son poco habituales». 

Valorar nuestro patrimonio cultural 

Las Jornades Europees de Patrimoni cuentan con la colaboración de Municipis de Catalunya, la Associació Catalana de Municipis, el Institut Ramon Muntaner y la Associació Capital de la Cultura Catalana. El fin es acercar la riqueza cultural del patrimonio catalán para que se valore y hacerlo más cercano. 

Temas

Comentarios

Lea También