Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los padres 'okupan' la escuela Isabel Besora de Reus

Reclaman a Ensenyament de la Generalitat que cumplan con su 'comprimiso' de abrir la segunda línea de P3. Para defenderla, se han encerrado una vez han terminado las clases de hoy jueves

Cristina Valls

Whatsapp
Algunos de los padres, en la biblioteca del centro. FOTO: Cristina Valls

Algunos de los padres, en la biblioteca del centro. FOTO: Cristina Valls

Medio centenar de padres y alumnos de la Escola Isabel Besora de Reus han decidido okupar la biblioteca del centro como medida de resistencia ante la negativa de apertura prometida de una segunda línea de P3 para el próximo curso. Esta situación, de hecho, ya se arrastraba desde el pasado curso y la idea de la Generalitat es mantener la misma situación para el curso escolar 2019/20. "A pesar de que la decisión esté tomada, no hay firmado nada y ha habido una gran opacidad con el tema. Nos hemos movilizado porque realmente no nos han dicho que no, sólo dejan pasar el tiempo, pero no hay un documento que puedan sacar a la luz para decirnos que estamos equivocados y que ya está decidido. No ha habido una declaración oficial del director dels Serveis Territorials d'Educació en Tarragona, Jean Marc Segarra,  diciendo que no se abrirá esta segunda línea en la Escola Isabel Besora por una serie de motivos", ha dicho César Polo, como representante de las familias que hicieron la preinscrición de sus hijos y que no ontendrán una plaza "a pesar del compromiso inicial". Además, reitera que Segarra "ha hablado de estadísticas", en cuanto al tema de la segregación, "pero no ha fundamentado ninguna cifra con un estudio", añade Polo.

En esta línea, el afectado destacó que «creemos que se está favoreciendo a otras escuelas, lo que no puede ser es que haya un colegio concertado con tres líneas. Hay cosas que se entienden así, haciendo una lectura muy rápida y generalizada. Estamos seguros que quien está dentro de Ensenyament podrá tener una visión más amplia y abrir más vías de solución». 

FOTO: Cristina Valls

Ante esta decisión política, con los padres en pie de guerra, se ha decidido primero hacer una sentada en las escaleras del centro educativo y una vez expuesta la protesta con pancartas, se han dirigido hasta el interior del edificio, okupando la biblioteca de forma pacífica y sin obtener resistencia en este alojamiento reivindicativo.

De hecho, el plan de los padres es que a las 20 horas y a las 23 horas aproximadamente desalojarán el centro. Los primeros serán aquellos que han acudido con niños y los segundos los que están sin ellos.

Los padres han asegurado que esto no queda aquí con este encierro simbólico y que seguirán manifestándose y realizando acciones para defender la segunda línea de P3. "La lucha contínua, por supuesto. Junto con los sindicatos STEC-STEs, UGT y CGT que nos apoyan desde Ensenyament, estamos tomando acciones jurídicas para ver primero si podemos hacer algo en cuanto a las actas e intentar ir más lejos y hablar con Fiscalía, darle los datos y que todos enseñemos nuestras cartas" , ha apuntado Polo. Además, los padres que no han obtenido plaza no contemplan la situación como una "causa perdida", todo lo contrario: irán al fondo del asunto. 

El objetivo de la acción de hoy es que, según han destacado que "nos escuchen". Este cierre símbolico también le sirve para dirigirse a la ciudadanía de Reus y demostrar que "estamos aquí luchando por una política de educación errónea, es decir una línea de actuación, no una ley, y estamos seguros que hay más opciones", reitera Polo.

Apoyo entre padres y madres

Por su parte, Pili González, una de las madres que tiene a sus hijos (más mayores) en la escuela también ha dado su apoyo a la movilización. "Creemos en la escuela pública y hemos vivido el problema muy preocupados. Cuando el año pasado nos comunicaron que iban a cerrar una línea de P3 fue un golpe fuerte. Este año vuelven a mantener este grupo cerrado de P3, pero es que ya no es un grupo, sinó una línea. Significa que, a poco a poco el volumen de niños irá quedando más reducido, eso afecta a todas sus actividades e incluso excursiones", ha manifestado González.

Desde el Departament d'Ensenyament de la Generalitat se apunta que, pese a disminuir el padrón, se mantiene la misma oferta de grupos de P3 que el año pasado, es decir, 46. El 90,83% entraron en primera opción, 77 quedaron vacantes y, de éstas, 53 en la escuela pública y 24 en la concertada. Por lo que se refiere a la decisión de no incrementar los grupos en la Taula Mixta, las mismas fuentes de la Generalitat reiteran que se tomaron de forma unánime, con los diferentes sectores educativos representados. 

Los padres de la escuela Isabel Besora de Reus, en pie de guerra

Los padres de la escuela Isabel Besora de Reus están en pie de guerra después de que el Departament d'Educació de la Generalitat haya comunicado que el colegio seguirá con una única línea de P3.

Temas

Comentarios

Lea También