Los primeros 15 refugiados llegarán a Reus en los próximos días

Durante medio año aprenderán castellano y catalán, y se les ofrecerán cursos de formación para su integración

Marc Càmara

Whatsapp
Decenas de niños yemeníes desplazados participan en una actividad en un campamento de refugiados en Amrán. FOTO: EFE

Decenas de niños yemeníes desplazados participan en una actividad en un campamento de refugiados en Amrán. FOTO: EFE

Reus acogerá en los próximos días una quincena de refugiados. La ciudad, que en diciembre de 2015 hizo un posicionamiento institucional unánime para convertirse en centro de acogida, ha sido elegida por la Comissió Catalana d’Ajuda al Refugiat (CEAR) para desarrollar una parte importante del programa de acogida e integración de solicitantes y beneficiarios de protección internacional. Un programa que financia el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social del gobierno español. 

Tal y como avanzó el Diari, la ciudad cuenta ya con un centro preparado para una cincuentena de personas, pero los responsables del programa aseguran que «de momento acogeremos a quince refugiados». Una cifra que se ampliará en las próximas semanas. Desde CEAR explican que hay un millar de personas en lista de espera para encontrar un punto de acogida en España. «Nosotros no seleccionamos a los refugiados», explica Óscar Revilla, el director del centro de Reus. Él mismo cuenta que las personas que acogerán «contarán con un servicio jurídico, psicológico y social» durante los seis meses que estarán en el centro. 

Una vez finalizado este periodo, «se les otorga un permiso de trabajo y pueden optar a otro tipo de subvenciones», cuenta Revilla. Por todo ello es imprescindible que, durante el proceso de acogida, puedan asistir a clases de idiomas y también tener acceso a cursos de formación.
Estel·la Pareja, directora de CEAR, agradece la predisposición de la ciudad para con los refugiados. «Ha sido un lujo trabajar durante un mes y medio con el consistorio. Todas las concejalías se han implicado para favorecer la acogida». 

Ayer se presentó, en la Casa Rull, el programa de acogida para personas solicitantes de protección internacional en Reus. FOTO: Alba Mariné

Montserrat Vilella, concejal de Benestar Social, explica que se ha puesto a disposición del programa todas las facilidades posibles para atender administrativamente a los refugiados. «Se ha establecido un sistema para empadronarlos en la ciudad, para darles una tarjeta sanitaria, para garantizar la cobertura educativa de los niños que puedan venir, el aprendizaje de la lengua...». 

Según cuentan desde el Ayuntamiento, también se les ha brindado la oportunidad de contar con descuentos en los autobuses municipales y las instalaciones públicas deportivas. Todo ello para facilitar la acogida e integración de personas que han pedido asilo en España y que pueden provenir de países en conflicto bélico o en los que se los persigue por condición sexual, de raza o ideología política. Precisamente por todo ello se ha puesto a disposición también del programa la Fundació de l’Institut Pere Mata, que brindará apoyo psicosocial a las personas acogidas. 

«El discurso populista es fácil»

Àngel Miret, coordinador del Comitè Operatiu d’Ajut als Refugiats de Catalunya, se mostró preocupado, ayer en Reus, por las declaraciones del nuevo líder del Partido Popular, Pablo Casado, «hablando de millones de africanos que quieren venir a vivir aquí». Critica que «el populismo fácil ya lo hemos visto en el este de Europa, y ahora lo vemos con Italia y Estados Unidos. Casado hace observaciones y dice falsedades».

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, tachó de «chocante» que Casado y Albert Rivera no se alineen con el discurso de Francia, Alemania, Portugal y España, de «defensa de fronteras», frente a la otra postura «xenófoba» que hay en Europa. También el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, calificó de «indignante» la política «de bajo nivel» del PP frente a la crisis.  

Temas

Comentarios

Lea También