Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reus Medio Ambiente

«No es normal matar el río Siurana, señor Prats»

La Plataforma pel Riu Siurana responde a las declaraciones del gerente de la Comunitat de Regants del Pantà de Riudecanyes

REDACCIÓN

Whatsapp
El pantano de Siurana, visiblemente seco, con solo el 31,96% de su capacidad llena  FOTO: ALBA MARINÉ

El pantano de Siurana, visiblemente seco, con solo el 31,96% de su capacidad llena FOTO: ALBA MARINÉ

El pasado jueves 15 de agosto, el Diari publicaba la delicada situación de los pantanos de Siurana y Riudecanyes. Ninguno de ellos llega a la mitad de su capacidad, estando el de Siurana en el 31,96% y el de Riudecanyes en el 44,28%. Ante esta situación, Miquel Àngel Prats, el gerente de la Comunitat de Regants del Pantà de Riudecanyes, argumentó que los niveles de agua «no son malos. Estamos en la media histórica».

Estas declaraciones no han gustado a los miembros de la Plataforma pel Riu Siurana, que han expresado, mediante un comunicado su indignación: «también debe de encontrar que la situación de sequía absoluta en que se encuentra estos días el río Siurana y el agotamiento de los acuíferos de su cuenca es normal. Y también debe de ser normal que los pueblos del Priorat de la cuenca del río Siurana sufran restricciones de agua este verano y se sirvan de agua con altos niveles de magnesio».

Según la Plataforma, todos deberían coincidir en que no es normal «que dejen durante todo el año el río Siurana con un caudal que no permite realimentar los acuíferos». O bien, «que afecte al equilibrio ecológico de un río que esta protegido por la red europea Natura 2000».

También hace referencia a las declaraciones que Prats hizo a el Diari, en las que apuntaba que «con un cultivo muy basado en la avellana. Lo que sería raro es que Riudecanyes estuviese, a estas fechas, al 90%. Podríamos estar mejor, pero la situación no es alarmante», y critican que se utilice a los payases del Baix Camp como «coartada del elevado consumo de agua del Siurana durante los meses de verano, ninguneando los usos municipales e industriales». A esto, añaden que se desconoce «el destino real y la distribución de los usos del agua que se extrae del Siurana y se trasvasa en Riudecanyes».

Lejos de acabar la lista al gerente de la Comunitat de Regants de Riudecanyes, también ponen en duda la normalidad de que «se limite la capacidad de reguera de apoyo a la viña en el Priorat, uno de los cultivos que aporta mayor valor añadido y que está al coro de todo el sistema económico de la comarca». A lo que añaden un posible uso indebido del agua, exponiendo que no es normal «que se utilice un bien público escaso, como es el agua, con criterios únicamente económicos y que el agua procedente de la Depuradora de Reus no se reutilice».

Intereses económicos

«Y, en síntesis, no es normal que se lleven el río Siurana, trasvasándolo de cuenca, que en pleno siglo XXI no se cumpla la Directiva europea Marc del agua, y que se sigan utilizando practiques depredadoras y mecanismos económicos extractivos basados en el expolio de un bien público para generar beneficios privados al margen de toda lógica económica, ambiental y social. Y, esto, en base a unas concesiones obsoletas y de un acuerdo, el Topograpo, con defectos de legalidad y legitimidad que lo condenan a la extinción», finaliza la carta.

Temas

Comentarios

Lea También