Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Okupan el antiguo Cines Lauren de Reus y causan destrozos

Los okupas se colaron por el tejado e huyeron el sábado tras la llegada de la Guàrdia Urbana

Francesc Gras

Whatsapp
Aspecto del tejado que ofrece el acceso lateral a las instalaciones del antiguo Cine Lauren Reus.  FOTO: Alfredo González

Aspecto del tejado que ofrece el acceso lateral a las instalaciones del antiguo Cine Lauren Reus. FOTO: Alfredo González

Un grupo de okupas se coló en el antiguo Cines Lauren de Reus, cerrado desde hace ya más de tres años, causando varios destrozos. Todo apuntaría a que accedieron al interior por una de las puertas laterales tras agujerear parte del tejado. También rompieron el cristal de una parte de la puerta principal. A través de ella se aprecian todavía distintos objetos como bolsas y un carrito de la compra que podrían ser propiedad de los okupas antes de que abandonaran el local.

Según ha podido confirmar el Diari de fuentes municipales, la Guàrdia Urbana se personó el pasado sábado en el antiguo Cines Lauren alertada por los vecinos de la zona sobre la presencia de un grupo de personas en el tejado. La llegada de los agentes hizo que éstos escaparan sin que pudieran ser identificados. Como medida preventiva, la Guàrdia Urbana acordonó la zona. De hecho, este mismo martes se ha personado la actual propiedad del local y ha reparado los destrozos efectuados en la puerta principal. 

En estos momentos, la titularidad de las instalaciones del Camí de Valls que acogieron el multicines Lauren la ostenta CaixaBank, que posee el derecho de superficie hasta el año 2040. Cabe recordar que el local es propiedad de Redessa y que, junto con la entidad bancaria, llevan meses trabajando para encontrar una salida comercial al local.

Vía judicial

Los cines Lauren cerraron puertas en marzo de 2015 -en un principio de manera provisional- para materializar unas obras. Pero la realidad era otra, ya que desde hacía muchos meses, Lauren Films, CaixaBank y el empresario de los cines -con la mediación del Ayuntamiento- estaban negociando una salida satisfactoria para materializar un cambio de operador. Estas negociaciones no dieron sus frutos y la empresa entró en quiebra, pasando a ser administrada por un liquidador por orden judicial. De hecho, el caso sigue abierto por la vía de los juzgados.

Otro de los obstáculos que impidió que abriera otro cine fue que las instalaciones se habían quedado obsoletas desde un punto de vista tecnológico. Además, desde hace menos de un año abrió el cine de La Fira Centre Comercial a través de la operadora Cines Axion.

Temas

Comentarios

Lea También