Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Pellicer quiere un tercer mandato para acabar de impulsar Reus

Junts per Reus El acto central de campaña abarrotó el Bartrina y contó con la presencia del expresidente de la Generalitat Artur Mas  

Francesc Gras

Whatsapp
Artur Mas y Carles Pellicer, ayer en su entrada al Teatre Bartrina.  FOTO: Alfredo González

Artur Mas y Carles Pellicer, ayer en su entrada al Teatre Bartrina. FOTO: Alfredo González

A diferencia de hace una semana en la Cambra de Comerç de Reus, el alcaldable de Junts per Reus, Carles Pellicer, aparcó este miércoles el discurso más programático, el de los grandes proyectos, para centrarse en el de las emociones. Sobre todo en la confianza. Confianza, dijo, que necesita para poder completar su obra de ciudad. Y es que Pellicer, que esbozó seguramente uno de sus mejores discursos, aseguró que tras un primer mandato centrado en la recuperación económica, y un segundo marcado por el Procés, requería de un tercero para, esta vez sí, poder ‘crear’ su proyecto de Reus. 

«Se ha acabado lo de resistir, ahora toca crecer y poder aplicar todos los proyectos que hemos ido trabajando», manifestó, sin dejar pasar la oportunidad para lanzar una crítica «a aquellos que de forma inconsciente hipotecaron la ciudad». En este sentido, recordó nuevamente la rebaja obtenida de unos 200 millones referente al déficit municipal. Por todo ello, y para cerrar su particular trilogía de mandatos, es por lo que el cabeza de lista de Junts per Reus pidió poder repetir al frente de la ciudad. Con mayoría en el plenario, se desprendió de una de sus frases, a la hora de asegurar que «queremos un gobierno de 21 para el siglo XXI a través de una candidatura plural y transversal». 

Mas destacó que Junts per Reus es, por encima de todo una, «candidatura de ciudad»

A pesar de suponer un reto quimérico todo aquello que suene a mayorías con la elevada fragmentación que se prevé, tanto Pellicer como Junts per Reus marcaron músculo abarrotando el Teatre Bartrina de militantes y simpatizantes. También ayudó la presencia del expresidente de la Generalitat de Catalunya, Artur Mas, presente ya en las dos últimas campañas y recibido con un sonoro aplauso. Desde un primer momento, dejó a un lado la situación que vive la política catalana y se centró en impulsar la figura de Pellicer y su «candidatura de ciudad» tal y como la bautizó. Lo que podría definirse como el voto útil pensando en el ‘proyecto Reus’.

También quiso poner en valor el trabajo realizado por la formación en la ciudad estos últimos ocho años para redirigir la complicada situación financiera de la ciudad y animó al alcaldable «a poner el acelerador y apostar por la actividad económica». Por cierto, la figura del expresidente de la Generalitat fue omnipresente en la comarca, ya que también intervino en actos organizados por el partido en Alforja y Prades.

Antes de su discurso también intervinieron las números 2 y 3 de la lista de Junts per Reus, Montserrat Vilella y Teresa Pallarès. Fue Vilella la encargada de pronunciar las valoraciones más políticas a nivel nacional. De hecho, expresó su convencimiento de que Catalunya podrá ejercer su soberanía. También recordó que «el pasado 1-O en Reus se pudo votar en todos los colegios electorales gracias al alcalde Pellicer»

Unas palabras, además que estuvieron precedidas por un vídeo de la propia Montserrat Vilella junto al también expresidente de la Generalitat de Catalunya, Carles Puigdemont, desde Bruselas y que lanzó un mensaje de apoyo a Pellicer y animando a respaldar el partido el próximo 26-M en las urnas.   

Temas

Comentarios

Lea También