Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Reclaman cámaras de seguridad en la calle del Vent de Reus para acabar con los robos

Los vecinos del barrio del Carme han registrado una petición en la OAC en la que también exigen más presencia policial en las calles

F. Gras

Whatsapp
Imagen de la rueda de prensa que los vecinos del Carme ya organizaron la semana pasada. FOTO: a. mariné

Imagen de la rueda de prensa que los vecinos del Carme ya organizaron la semana pasada. FOTO: a. mariné

La Associació de Veïns l’Harmonia del Carme registró ayer una petición en las oficinas de la OAC, en el Ayuntamiento de Reus, solicitando la instalación de cámaras de seguridad como las que están instaladas en Sant Josep Obrer para acabar con los robos. El escrito presentado transcurre en la misma línea que la rueda de prensa que pronunciaron la semana pasada y en la que denunciaban la «oleada de robos» de los últimos meses en los comercios del barrio. Además, también reclaman al alcalde Carles Pellicer «la implantación del policía de barrio y proximidad» y que aumente la presencia de agentes de la Guàrdia Urbana patrullando el barrio.

Desde la entidad vecinal mantienen que los robos «han aumentado» este último año (calculan que entre un 25 y un 30%) y que el equipo de gobierno ha reducido la presencia de patrullas de proximidad recorriendo las calles de la zona a pie. «Si la policía de proximidad no patrulla las calles, a qué denomina proximidad? en el punto que la Guàrdia Urbana tiene en el antiguo hospital?», se preguntan los vecinos. 

En este sentido, el presidente de la Associació de Veïns l’Harmonia del Carme, Josep Machado, ya anunció que su intención también era la de hacer llegar sus reclamaciones al  pleno del Ayuntamiento a través de una moción. Una reivindicación que realizó de la mano de la Associació Coordinadora Ciutadana i d’Entitats en Defensa del Territori de Reus.

Coincidiendo con las reclamaciones efectuadas por los residentes en el barrio del Carme, el concejal de Seguretat, Joaquim Enrech, explicó que «no hay ningún barrio de la ciudad que tenga una problemática especial. No facilitamos datos por barrios por no estigmatizar determinadas zonas, pero en el barrio del Carme, los hechos delictivos han bajado este año más que la media de toda la ciudad». 

Además, también aseguró que, según las cifras que maneja el Ministerio del Interior, la capital del Baix Camp «es el municipio de Catalunya con más de 30.000 habitantes donde más bajan los hechos delictivos».

La problemática de los okupas
Más allá de la denuncia sobre el incremento de robos en comercios del barrio, en el Carme también llevan tiempo pidiendo soluciones a las okupaciones ilegales. De hecho, hace un par de meses presentaron un censo sobre el número de casas okupadas que cifraron en una cuarentena. 

En este sentido, reclamaron al consistorio que abriera expedientes disciplinarios a los propietarios de las viviendas vacías y en mal estado o que actuara de forma subsidiaria para solucionar la situación.

El barrio del Carme está a la espera de que se inicie el derribo de los tres inmuebles propiedad del Incasòl ubicados en la calle Sant Francesc. Una actuación que, en un principio, dejará la zona con un amplio espacio de aparcamiento hasta que la Generalitat y el Ayuntamiento no lleguen a un acuerdo sobre su uso futuro.

Temas

Comentarios

Lea También