Más de Reus

Reus: los impuestos subirán un 2% en 2022

El incremento corresponde a las previsiones del Banco de España sobre la evolución del IPC. Se prevén bonificaciones, como en los vehículos clasificados como ‘cero emisiones’

Montse Plana

Whatsapp
FOTO: Alfredo González

FOTO: Alfredo González

El gobierno de Reus plantea una subida de tasas e impuestos del 2% para 2022. Los estragos económicos de la pandemia aún son presentes, «pero no perdemos de vista que la economía está creciendo», ha explicado esta mañana la concejala de Hisenda del Ayuntamiento de Reus, Mariluz Caballero, en rueda de prensa. De hecho, ha recordado que en septiembre de este año, el incremento del Índice de precios de consumo (IPC) es del 4% y que la previsión para 2022, según el Banco de España, es del 2%. Es por ello, que el equipo de gobierno plantea para el próximo año una subida de tasas e impuestos del 2% «para atender los incrementos de gasto inducido por el contexto socioeconómico». El anuncio llega después de la congelación de los impuestos durante este 2021, en plena pandemia de la Covid-19, aunque también cabe recordar que en 2020 subieron de golpe un 9,75% tras ocho años estando congelados.

Esta es la propuesta de expediente de ordenanzas fiscales que el gobierno de Reus llevará a votación en el pleno del Ayuntamiento previsto para el viernes 22 de octubre, donde también se votarán los presupuestos de 2022, de 136 millones de euros. Representan un 8,1% menos que los de este año, pero Caballero subraya que se trata de unos presupuestos «expansivos» teniendo en cuenta «el efecto de la operación de refinanciamiento de la Fira de Reus de 2021. Sin comparar esta operación, el presupuesto comporta un crecimiento del 10,5%», ha detallado.

Un 56% más en inversiones

Destaca especialmente la partida de inversiones, donde se destinarán 19,5 millones de euros, «el mayor esfuerzo de los últimos 10 años», señala la concejala de Hisenda. De hecho, se trata de un 56% más respecto este 2021, que ha contado con un plan de inversiones de 8,5 millones de euros. Aun así, todavía no han transcendido los detalles de dicho plan, y sólo se conoce lo que se explicó en rueda de prensa la semana pasada de la mano del alcalde, Carles Pellicer; la vicealcaldesa, Noemí Llauradó; y el teniente de alcalde, Daniel Rubio. Ese día se avanzó que entre las inversiones 2022 habrá el proyecto urbanístico de la antigua Hispània, con el que se transformará el actual parking de zona azul de la Riera Miró en viviendas, un aparcamiento público de tres plantas y la construcción de un gran equipamiento. 

También se incluye la creación del skatepark, en la zona de las piscinas municipales; y la creación del Centre Cívic Gregal, en el barrio Niloga. La concejala ha destacado el «gran esfuerzo inversor» que se realizará, básicamente, con nuevo endeudamiento, pero «sin poner en riesgo» la sostenibilidad financiera del Ayuntamiento. Y es que la proyección de la ratio del endeudamiento está por debajo del 75%. «Se trata de una inversión histórica», ha subrayado. No obstante, los detalles del plan de inversiones no se detallarán hasta la próxima semana, pocos días antes de la celebración del pleno.

De los presupuestos, la concejala Mariluz Caballero también ha avanzado que se actualizarán los salarios de los empleados públicos en un 2%. También habrá nuevos programas temporales y planes de ocupación, con lo que el capítulo de personal representará un incremento de unos 800.000 euros. 

En cuanto al gasto corriente, se incorporan nuevos servicios o mejoras, como el futuro Centre Social El Roser, que supondrá un coste anual de 455.000 euros. También se prevé mejorar los servicios digitales, una apuesta para racionalizar, optimizar y acercar la gestión municipal a la ciudadanía (el gasto en nuevas tecnologías se incrementa en 500.000 euros); y  se destaca el impacto que genera la nueva inversión a Sirusa (Servei d’Incineració de Residus Urbans) y el canon de eliminación de residuos, valorados en unos 600.000 euros. 

Bonificaciones del IBI

Sobre el expediente de ordenanzas, la concejala de Hisenda del Ayuntamiento de Reus, Mariluz Caballero, ha detallado que se aplicarán bonificaciones de hasta un 70% la cuota del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) en aquellos inmuebles que apliquen la renta limitada por una norma jurídica. Además, se ampliará la bonificación del IBI para las instalaciones de placas solares fotovoltaicas hasta los 5 años (hasta el momento, era para un par de años), y se crea una nueva bonificación a los vehículos clasificados como cero emisiones o con características equivalentes. La bonificación sería de un 75% el primer ejercicio desde la matriculación, un 65% el segundo, un 50% el tercero y un 30% el cuarto año.

Por otro lado, se reducen en un 10% las tarifas de los marchantes y los anticuarios; la tasa de la grúa se ajusta al coste del servicio; y se crea una nueva ordenanza para prever la posibilidad de utilizar la recaudación ejecutiva para la morosidad de ingresos de empresas municipales, como el agua o la conservación del cementerio.

Para dar a conocer todos los detalles de los expedientes de presupuesto y ordenanzas fiscales, y ponerlos a debate, las concejalías de Hisenda y de Participació, Bon Govern i Serveis Generals han convocado una audiencia pública para el próximo miércoles 20 de octubre dirigida a toda la ciudadanía. A raíz de la Covid-19, se ha optado por realizar la sesión vía telemática.

Por otro lado, Mariluz Caballero ha explicado que hoy mismo se iniciaban los procedimientos para llevar a cabo las comisiones informativas con el fin de abrir conversaciones con los partidos de la oposición.

Una vez presentados todos los detalles tanto a  la ciudadanía como el resto de grupos municipales, todo ello se llevará a votación en la próxima sesión plenaria del Ayuntamiento de Reus, que se prevé que se celebre el viernes de la semana que viene, 22 de octubre.

Temas

Comentarios

Lea También