Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Un caso de legionela deja al Hospital de Reus sin duchas una semana

En estos momentos, el Hospital de Reus no se ve capaz de marcar una fecha para volver a la normalidad. Se prevé que los usuarios no se puedan duchar durante un tiempo más

Redacción

Whatsapp
Interior del Hospital Sant Joan de Reus. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Interior del Hospital Sant Joan de Reus. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Un caso de legionelosis ha azotado al Hospital Sant Joan de Reus esta semana i ha dejado a todos sus usuarios sin duchas des del pasado lunes. De hecho, no solo las duchas, tampoco las fuentes ornamentales están en funcionamiento de forma preventiva, después de la detección del brote.

La infección del agua del Hospital se detectó, según fuentes internas del centro sanitario, en un "control rutinario" que dio positivo en la detección de legionela. A raíz de ello, las autoridades del Sant Joan ordenaron cerrar las duchas y las fuentes ornamentales y se inició un tratamiento con bombas de calor para tratar de matar la bacteria que ahora mismo está afectando gravemente las aguas del Hospital.

En estos momentos, el Hospital de Reus no se ve capaz de marcar una fecha en la cual se puedan volver a poner en funcionamiento las duchas del centro, ya que no se sabrá cuando el tratamiento habrá dado los resultados esperados, de manera que, de momento, los usuarios siguen sin poder asearse con normalidad y se prevé que esta situación se alargue aún unos cuantos días.

 

Un muerto y 12 afectados en Salou

 Cabe recordar que el Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya confirmó el pasado mes de octubre la deteccción de un nuevo caso de legionelosis en Salou que elevó a 12 el número total de personas afectadas por el brote que se registró entre varios turistas alojados en el Hotel Jaume I de la localidad a finales de setiembre de 2016 y que provocó la muerte de una persona.

En ese caso, la investigación cruzó las muestras ambientales positivas de legionela con las clínicas para conocer cuál fue el foco causante del brote. Aún así, la dirección del hotel afectado aseguró no haber recibido ninguna notificación sobre los análisis que se habían realizado.

Por otro lado, los análisis rutinarios que se realizan en los equipamientos municipales de Calafell detectaron trazas de legionela en las conducciones de agua de las escuelas de la Santa Creu y Mossèn Cinto Verdaguer de Calafell, también el pasado mes de octubre. 

No trascendió que hubiera afectados y el Ayuntamiento explicó que por las bajas concentraciones detectadas de la bacteria no había riesgo de contagio de la enfermedad. En este sentido las dos escuelas siguieron abiertas.

No obstante se tomaron medidas de prevención y, como en el hospital de Reus, se cerraron los grifos de los centros. 

 

Información relacionada:  

 

 

 

 

Temas

  • REUS

Comentarios

Lea También