Más de Reus

Un ladrón se hace pasar por sanitario en el hospital de Reus y roba una cadena de oro a una paciente

Mossos d’Esquadra está investigando los hechos, que sucedieron en urgencias el sábado 19 de junio. Se trataría de un caso aislado

MONTSE PLANA

Whatsapp
Imagen de archivo del interior del Hospital Sant Joan de Reus. FOTO: ALBA MARINÉ

Imagen de archivo del interior del Hospital Sant Joan de Reus. FOTO: ALBA MARINÉ

R.M. entró a urgencias del Hospital Sant Joan de Reus el sábado 19 de junio. Se encontraba mal y, finalmente, se dirigió al centro hospitalario, donde la atendieron en urgencias. Después de realizarle algunas pruebas, estaba estirada en la camilla algo aturdida cuando, de repente, notó que alguien le tocaba el cuello. Abrió los ojos «y vi a una persona vestida de sanitaria, de azul, con guantes y cofia», comenta R.M. En ese momento, el supuesto sanitario se apresuró a justificar que «me tenía que sacar el collar para poder realizarme otra prueba, palabras que me las dijo en catalán. Yo simplemente confié», explica ahora R.M. con cierta repulsión, y es que minutos más tarde se percataría de que dicha persona era un ladrón y que su única finalidad era hacerse con su collar y la medalla de oro.

Los hechos están denunciados a Mossos d’Esquadra, que han abierto una investigación, según confirman fuentes policiales consultadas. Se trataría, según añaden, de un suceso aislado. «No tengo esperanzas de recuperar lo sustraído, pero al menos que se investigue y, así, evitar que nadie más tenga que pasar por esto», comenta la víctima, que admite que ahora tiene miedo de tener que volver a un centro sanitario. «Porque tú confías que quien te atiende es un profesional. ¿Cómo te vas a imaginar que es un ladrón?», se pregunta atónita.

R.M. ató cabos pasado un buen rato desde el momento del robo. «De repente se presentó la doctora y le pregunté cuándo me tenían que hacer las pruebas». La doctora no sabía de qué pruebas hablaba porque no había nada programado. La paciente le detalló todo lo que había vivido, «porque creo que en un primer momento se pensaba que estaba yo adormilada». A partir de la descripción que hizo R.M., la doctora comprobó que nadie coincidía y, por lo tanto, que el supuesto enfermero era un intruso. Su hija se encargó de presentar denuncia ante los Mossos d’Esquadra y, al día siguiente, R.M., que ya tenía el alta, presentó una queja al Hospital.

«Lo único que quiero es que no vuelva a suceder, que nadie más sienta la gran inseguridad que sentí y sigo sintiendo... Ya se sabe que en los hospitales se tiene que ir con cuidado de no dejar bolsos a la vista, que se producen robos, pero que alguien se disfrace de sanitario es ya el colmo», comenta R.M. Es por ello que lo que pide es que al menos a nivel de hospital se extremen las medidas de seguridad.

Paralelamente, la investigación abierta por Mossos d’Esquadra sigue adelante con el fin de poder esclarecer lo sucedido y ver si se puede identificar a la persona en cuestión. «Creo que si revisan las cámaras de vigilancia, tiene que visualizarse una persona saliendo con la descripción hecha. Se trataba de alguien de complexión grande y con bastante cabello que abultaba debajo de la cofia», describe.

Temas

Comentarios

Lea También