Más de Reus

Unas cajas en Reus para ‘hacer el vermut’ con arte

Restauración. Locales de la calle de Pubill Oriol crean un proyecto para dinamizar las ventas y atraer al público los fines de semana

Cristina Valls

Whatsapp
Imagen de las cajas de Txaranga (izquierda), Xivarri (centro) y Flaps Cafè (derecha). FOTO: a. m.

Imagen de las cajas de Txaranga (izquierda), Xivarri (centro) y Flaps Cafè (derecha). FOTO: a. m.

Hacer el aperitivo puede acabar siendo toda una sorpresa. Bajo dicha premisa, establecimientos de la calle de Pubill Oriol de Reus se han puesto de acuerdo en crear un proyecto para dinamizar las ventas y atraer a más público durante el fin de semana. Así surgió el ‘Barri de les arts’. 

«Un día nos reunimos unos cuantos y empezamos a hablar sobre cómo podríamos reformular lo de ‘ir a hacer el vermut’; y más tras las restricciones, cuando volvíamos a abrir los mediodías. Teníamos que ofrecer algo diferente a lo que se suele servir en el centro y creamos este concepto, que nos acoge a cinco locales de esta calle y que, además, participamos en el proyecto», explica Juan Diego, al frente de La Muela y Xivarri. 

Así pues, la iniciativa consiste en que cada local, de forma autónoma, crea unos aperitivos (a renovar conforme pasan los fines de semana) y los coloca en una caja. Los locales mantienen, eso sí, cierta coherencia y, por ello, el precio de las cajas –que, además, presentan el mismo aspecto– siempre es fijo y se sirve la misma cantidad de vermut. 

Tal y cómo complementa Xus Serrano, del bar-restaurante Txaranga, «con el tiempo, nos gustaría trabajar futuras colaboraciones, crear sinergias con otras personas de perfil artístico; siempre y cuando las restricciones por la pandemia nos lo permitan», explica. Eso supondría, por ejemplo, añadir música en directo a la experiencia gastronómica e incluso acoger instalaciones artísticas para darles visibilidad, entre otras ideas. «Llevamos tres meses aproximadamente y nos va muy bien a todos. Lo que conseguimos con el ‘Barri de les arts’ es que la gente vuelva y quiera seguir probando cajas; siempre encontrarán algo nuevo. Y, si hay terrazas llenas, como todos preparamos cajas diferentes, tendrán la oportunidad de descubrirlas seguro», completa Serrano. De hecho, es habitual ver, durante los fines de semana, mesas en las que la clientela apuesta por matar el gusanillo con estas cajas de aperitivos. Los mismos establecimientos participantes, más allá de promocionar todo ello por redes sociales, también interactúan con el público directamente. Es el caso de Broto’s, también participante en la iniciativa, al igual que Blondie. 

Retroalimentación 

Por su parte, Víctor, de Flaps Cafè, explica que unificar la oferta parte, en todo momento, «de asegurar el nivel de calidad en los cinco locales», dice. «Innovamos con los platos e intentamos retroalimentarnos, sacarle partido al compartir; en mi caso, miro de aprovechar el género adquirido y sacarle partido al producto», declara.

Los establecimientos destacan que «apostar por la cultura es  muy importante. Si podemos ayudar con estas iniciativas, mejor». La idea de ‘la unión hace la fuerza’ también la tienen muy presente, puesto que en lugar de verse como competencia, «lo importante en el contexto actual es ir promoviendo iniciativas, que a la gente le llamen la atención», completa Juan Diego.

Temas

Comentarios

Lea También