Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

VÍDEO Y FOTOS: Se hunde un edificio en la calle Monterols

En el momento de la incidencia no había nadie en el interior. Era el bloque en el que había la antigua tienda Pull&Bear

Carla Bergadà - Jordi Cabré

Whatsapp
Bomberos trabajando en la calle Monterols, donde se ha hundido el edificio. FOTO: Alfredo González

Bomberos trabajando en la calle Monterols, donde se ha hundido el edificio. FOTO: Alfredo González

A las 17.27 horas de este tarde de viernes, un fuerte estruendo en la calle Monterols de Reus, una de las arterias comerciales más importantes de la ciudad, ha provocado estupefacción y nerviosismo entre los peatones que circulaban por la vía.

Las llamadas al 112 informaban de un fuerte ruido en el interior del inmueble situado en el número 30 de la Monterols. Es el edificio en el que anteriormente, en los bajos, estaba la tienda de ropa Pull&Bear.

 

Según ha podido confirmar el Diari, el edificio, en obras, estaba vacío en el momento en el que se han derrumbado todas sus plantas interiores. Los trabajadores de este obra habían terminado la jornada una hora antes del suceso. Los cuerpos de seguridad han desalojado toda la calle y los trabajadores de las tiendas se han confinado.

Decenas de agentes de la Guàrdia Urbana de Reus, de Mossos d'Esquadra, personal del SEM y Bombers de la Generalitat se han personado en este punto de la Monterols, donde en los primeros instantes se desconocía si había heridos e incluso víctimas.

La calle desalojada. FOTO: Aida Martínez

Ante la inseguridad de la calle con las tiendas abiertas en la calle Monterols, Mossos y Guàrdia Urbana ha ordenado a los peatones evacuar todo el tramo de la vía comercial y alejarse lo máximo posible del punto del derrumbe. Las tiendas han terminado bajando la persiana y la calle sigue estando cerrada.

Paralelamente, han ordenado que los trabajadores y empleados de los negocios quedasen confinados y no salieran de sus negocios hasta nueva orden.

 

Mientras, se ha establecido un cordón de seguridad y se ha trabajado en varios frentes. Lo primero era comprobar el edificio derrumbado y si había personas en su interior. El alcalde Carles Pellicer y fuentes de los Mossos han confirmado minutos después del suceso que el edificio del número 30 estaba vacío.

 

A consecuencia de lo ocurrido, el número de efectivos policiales, Bombers, personal médico se ha distribuido en la zona colapsando el centro de la ciudad. La plaza Prim y calles colindantes se han cortado al tráfico y se ha regulado en la medida de lo posible los alrededores de la Monteros para evitar cualquier persona herida a consecuencia de lo ocurrido.

Imagen del lugar. FOTO: Aida Martínez

Temas

Comentarios

Lea También