Veinte contenedores quemados en las últimas tres semanas en Reus

Más de la mitad de los incendios se han registrado en el barrio Gaudí. El último fue este viernes en la calle Barcelona

CARMIN A MARSIÑACH

Whatsapp
Los contenedores repuestos aún con las consecuencias del fuego. FOTO: A. GONZÁLEZ

Los contenedores repuestos aún con las consecuencias del fuego. FOTO: A. GONZÁLEZ

En las últimas tres semanas se han registrado una veintena de contenedores quemados en Reus. Más de la mitad, se han incendiado en el barrio Gaudí. El último fue este pasado viernes en la calle Barcelona pasadas las 22 horas, en pleno toque de queda. Por suerte, en esta ocasión, la rápida actuación de los Bombers de la Generalitat evitó que el fuego afectara a los edificios más cercanos. Con este ya son 13 los que se han contabilizado en el barrio en el último mes.

Los vecinos del barrio Gaudí están preocupados. Habían tenido sucesos puntuales pero nunca se habían incendiado tantos contenedores en tan poco tiempo. «Nuestro barrio es un lugar seguro, pero la gente está molesta», asegura la presidenta de la Associació de Veïns del Barri Gaudí, Maria del Mar Escoda, que señala que desde la entidad están trabajando desde el primer día para evitar esta situación y apelan al civismo. Los ciudadanos temen que estos incendios pudieran acabar afectando a sus viviendas o a los vehículos estacionados. Y es que en el caso de uno de los contenedores quemados en la avenida Saragossa también acabó afectando a un vehículo.

Redistribución de contenedores

Para ello, la entidad vecinal junto con la Guàrdia Urbana y la concejalía de Vía Pública han hecho una redistribución de las islas de contenedores para colocarlas estratégicamente, de modo que en caso de accidente la afectación al mobiliario urbano y a las viviendas próximas sea la mínima posible. «Quizás la gente deberá caminar un poco más, pero hemos podido cambiar la ubicación de la mayoría de contenedores», explica la presidenta de la AAVV del barrio Gaudí.

Al incendiarse tantos contenedores en tan poco tiempo, el Ayuntamiento aún no ha podido reemplazar gran parte de ellos. Pero según fuentes municipales, ya se ha realizado una comanda para substituirlos lo antes posible.

Por el momento, en el caso del barrio Gaudí, se ha hecho una redistribución para que estos sucesos afecten lo mínimo en el día a día de los vecinos. En la calle Barcelona, aún no hay las baterías de contenedores enteras. En la calle Badalona por ejemplo, falta el depósito de cartón y en la avenida Saragossa los de plástico y cartón.

La substitución de cada contenedor tiene un coste aproximado de 1.500 euros en las arcas municipales. La reposición de estos veinte contenedores ascendería a los 30.000 euros.

Hay que tener en cuenta que en estas últimas tres semanas una decena de contenedores se quemaron en una misma noche. Fue el pasado 28 de octubre en qué la protesta convocada en la Plaça Mercadal contra las nuevas restricciones que la Generalitat impuso para evitar la propagación de la Covid-19.

A finales del año pasado, la capital del Baix Camp sufrió una dinámica de quema de contenedores acentuada ya que, en tan solo un mes y medio -entre noviembre y diciembre- se quemaron 19 contenedores. Tal y como detallaron fuentes de los Bombers de la Generalitat, hasta el 30 de octubre de 2019 en Reus se realizaron un total de 76 servicios por quema de contenedores.

Temas

Comentarios

Lea También