Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Vídeo y crónica. Revive el debate del 26-M en Reus

La campaña ha vivido este miércoles uno de sus momentos culminantes con el acto organizado por Canal Reus TV, la SER y el Diari con los partidos con representación municipal. Los alcaldables se han enzarzado en varias disputas y han expusto sus propuestas

Francesc Gras

Whatsapp
FOTO: Alba Mariné

FOTO: Alba Mariné

La falta de vivienda social —relacionada con la ocupación ilegal de pisos—; el comercio y la gestión del Hospital Sant Joan han sido tres cuestiones omnipresentes en la agenda política de Reus a lo largo del mandato. También lo ha sido durante el debate final de campaña organizado este miércoles por Canal Reus TV, Cadena SER Tarragona-Ràdio Reus y Diari de Tarragona con los siete alcaldables de los partidos con representación municipal. Como ha ocurrido en incontables ocasiones en el plenario municipal, la situación financiera del Hospital de Reus subió, y mucho, la temperatura entre los cabezas de lista. Todo una novedad en esta campaña para el 26-M, que hasta el momento había mantenido un tono más bien apagado y si confrontaciones entre los responsables políticos. 

 

El encargado de interpelar directamente a sus rivales en materia sanitaria ha sido el alcaldable de Ara Reus, Dani Rubio, de largo el que se ha mostrado más directo e incisivo de todos los participantes. Y ha sido para reprocharle a su homónima de ERC y compañera de gobierno, Noemí Llauradó, la pérdida de la capitalidad sanitaria y la mala gestión al frente del hospital generando un déficit de 18 millones en cuatro años. 

«Queremos crear un consejo metropolitano entre las ciudades del entorno de Reus»
Carles Pellicer

Como ejemplo ha expusesto el ‘maquillaje’ aplicado con los número rojos al cierre de 2018. «Usted sabe que los últimos 111.000€ no son estos, sino 3,2 millones que usted resta por la aportación de Gecohsa». Una intervención que Llauradó ha interrumpido en más de una ocasión asegurando que su intención era «crear un clima de confusión» entre la ciudadanía cuando «son los resultados con los que se basa cualquier empresa, también las sociedades municipales». Además, también ha puesto en valor el compromiso firmado por el CatSalut de quedarse con el Sant Joan. El enfrentamiento no ha seguido subiendo de tono por falta de tiempo en este bloque, a pesar de que el alcaldable de Junts per Reus, Carles Pellicer, ha tenido tiempo para reclamar a sus dos socios de gobierno que mostraran «lealtad institucional».

«Hay que ser valientes y seguir sancionando a los bancos con pisos vacíos»
Marta Llorens

Más paro y menos gasto social

La problemática relacionada con la falta de vivienda social en la ciudad también ha derivado en un cruce de acusaciones entre varios de los cabezas de lista. El alcalde y alcaldable de Junts per Reus, Carles Pellicer, ha sido el blanco de todas las críticas tanto por la «inacción» de su gobierno a la hora de crear más pisos sociales como por su recién anuncio de crear un millar de viviendas si gana las elecciones. «Hace un discurso demagógico diciendo que está todo lleno, cuando en realidad necesitamos entre 3.000 y 4.000 viviendas y sólo tenemos 160», ha asegurado la cabeza de lista de la CUP, Marta Llorens, que también ha instado al resto de fuerzas a «ser valientes y seguir sancionando los bancos con pisos vacíos que ya nos permitió recuperar medio millón de euros».

«Hay que cerrar el tráfico en el centro de la ciudad pero acordando unas horas concretas»
Débora García

También desde el PSC, el alcaldable Andreu Martín, ha denunciado con firmeza la «ausencia de medidas en materia de vivienda social» y ha lamentado que la falta de ambición del gobierno municipal haya derivado en que Reus sea «la segunda ciudad de Catalunya con más paro de los municipios de más de 40.000 habitantes. Y la realidad también es que Reus dedica a gasto social la mitad del presupuesto que Tarragona».

Antes de cambiar de cuestión, Rubio, nuevamente, ha interpelado a uno de sus rivales, en esta ocasión también Pellicer, para asegurar que sus propuestas en vivienda social generaban falsas expectativas. «Lo más realista es invertir dos millones del remanente de tesorería para comprar entre 20 y 25 viviendas. No se pueden prometer 1.000 pisos cuando no se han hecho ni en los últimos 10 años». Este no ha sido el único enfrentamiento dialéctico que mantuvo con Pellicer, a quien ha acusado de hacerle «seguidismo» de sus propuestas políticas. «Incluso el día que propongo construir un Cepid 2, usted lo anuncia la misma tarde». Unas acusaciones de ‘plagio de programa electoral’ que el alcaldable de Junts per Reus respondió con grandes dosis de ironía manifestando que «no duermo por las noches pensando en usted».

«Reus es la segunda ciudad de Catalunya con más paro de los municipios de más de 40.000 habitantes»
Andreu Martín

Bronca por Metrovacesa

A pesar de las múltiples referencias, Pellicer ha optado durante buena parte del debate —dirigido por los periodistas Anna Fortuny y Oriol Aymí— para evitar las envestidas de sus adversarios a través de un discurso sereno, propositivo y de defensa de la acción de gobierno. También a la hora de lanzar «la creación de un consejo metropolitano entre las ciudades del entorno de Reus» tras las reuniones mantenidas con el Ayuntamiento de Tarragona.  

«Apostamos por la creación de un albergue juvenil en la zona del Mercat del Carrilet»
Noemí Llauradó

Pero su planteamiento de dejar de lado las armas arrojadizas del resto de fuerzas llegó a su fin cuando ha salido a relucir el caso Metrovacesa. Una caja de Pandora que ha abierto Sebastià Domènech dejando claro que «se ha beneficiado más Metrovacesa que la ciudad. Le hemos regalado unos cines», ha apostilado, sin dejar de mencionar el «daño» que ha hecho en el comercio local. La tensión ha seguido cuando Carles Pellicer ha puesto en valor su trabajo para desatascar «una situación muy compleja» y responder la intervención del PSC tachando el parque comercial del Parc Sant Jordi de «herencia socialista que nos hemos tenido que comer todos»

«Se ha beneficiado más a Metrovacesa que a la ciudad. Le hemos regalado unos cines»
Sebastià Domènech

Siguiendo en materia comercial, la alcaldable de la CUP, Marta Llorens, ha declarado que la capital del Baix Camp se estaba convirtiendo «en un parque temático comercial de cartón-piedra», mientras que su homóloga de ERC ha apostado por «la construcción de un albergue juvenil en la zona del Mercat del Carrilet y sumar dentro de la promoción comercial los mercados de la ciudad». 

En el punto en el que todos los alcaldables coincidieron fue en la necesidad de peatonalizar el centro de la ciudad para potenciar el comercio. Mientras que Pellicer recordó su propuesta consensuada con los comerciantes para peatonalizar el Raval de Santa Anna, desde Cs, su alcaldable Débora García, que ha decidido por pasar desapercibida en todo el debate, manifestó: «Hay que cerrar el tráfico en el centro de la ciudad pero acordando unas horas concretas». 

«No se pueden prometer 1.000 pisos cuando no se han hecho ni en los últimos 10 años»
Dani Rubio

Para terminar, y ya en el último turno de intervenciones del debate, Noemí Llauradó ha sido la única que se ha abierto a tratar el tema de los pactos postelectorales con un posible acuerdo con Junts per Reus y la CUP para garantizar un gobierno independentista.


 

Temas

Comentarios

Lea También