Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

El Parc de Bombers de Reus se prepara para que el 20% de su plantilla sean mujeres

Actualmente solo hay una bombera. El complejo estrenará formación en rescates de mar. La obra de reforma y ampliación, a partir de 2025

| Actualizado a 10 agosto 2022 07:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

La reforma y ampliación del Parc de Bombers dimensionará los servicios y vestuarios previendo que un 20% de los profesionales en Reus sean mujeres. Actualmente, la plantilla solo cuenta con una bombera a turno y otra estuvo realizando prácticas recientemente. Además, tal como explica al Diari el jefe de la Regió d’Emergències de Tarragona, Albert Castellet, «el sistema constructivo que se empleará permitirá variar este porcentaje en el futuro según las necesidades». Las obras, en las que la Generalitat trabaja desde hace tres años y que implicarán la construcción de un segundo edificio dedicado a actividades complementarias, empezarán a partir de 2025. Reus es «el parque prioritario, ahora que la remodelación del Parc de Tarragona ya va avanzando».

El recinto de la calle Mas Tallapedra dispondrá de nueve dormitorios dobles. A día de hoy, «ya había algún lavabo separado y vestuarios», indica Castellet, que dice que «la intervención lo dejará todo listo para que, solo moviendo un tabique, las dependencias puedan cambiar». Y es que «aunque en estos momentos únicamente un 2% del personal del cuerpo de emergencia son mujeres», tal como precisa el jefe de la Regió, «hay una proyección del Departament para incentivar que haya mujeres en los cuerpos y, en esa línea, en la próxima promoción de Bombers habrá una reserva del 40%».

En detalle, la actuación sobre el Parc de Reus será global, motivada por la antigüedad de las instalaciones y la necesidad de adaptar el edificio a nuevos requerimientos funcionales, ajustar las dependencias al personal femenino y a la previsión de aumento de plantilla, según informa el cuerpo. Castellet precisa que «el Parc es antiguo y estaba un poco dejado, hacía falta ponerlo al día». Así, tendrá capacidad para el doble de mínimos y para poder separar el uso de escuela y el uso de bomberos. Ganar metros servirá para que «durante las épocas de riesgo, como la que estamos atravesando, se pueda hacer un refuerzo de personal sin que afecte a los nueve mínimos». La Generalitat abrió ya en junio, tal como avanzó este rotativo, un concurso para redactar el proyecto básico y ejecutivo y asumir la posterior dirección de obras, con un presupuesto de casi 460.000 euros. Más de 30 empresas formularon propuesta.

La torre se rehabilitará

En 2021, el pleno del Ayuntamiento aprobó la cesión de un solar de cerca de 2.300 metros entre Mas Tallapedra y Mas Carpa para darle más espacio al Parc de Bombers. Allí se levantará la segunda construcción en la que, tal como precisan fuentes de Bombers, se reubicará la formación vinculada a la zona de prácticas existente. Se trabajará a partir de módulos tridimensionales de hormigón y acero que ya salen de fábrica equipados y que se pueden apilar y recolocar. «La escuela se irá al nuevo edificio» donde estarán los equipos de respiración autónoma, añade Castellet. «En el Parc de Reus está previsto desarrollar la especialidad MIRG (maritime incident response group) de rescate y actuaciones en el mar», especifica.

La reforma incluye labores de adecuación de las construcciones auxiliares que ya operan. La torre de prácticas se rehabilitará y se ejecutarán mejoras en el espacio donde se almacenan botellas de aire. Durante las obras, la actividad no se paralizará y la intención es que «siga adelante el funcionamiento habitual del Parc», apuntan Bombers. La superficie a rehabilitar abarca 1.633 metros cuadrados, el edificio de formación ocupará 592 metros y la torre, 385 más.

Una vez que se resuelva el concurso de proyectos que está en marcha, Bombers cuenta 34 meses en un escenario optimista para que la renovación del recinto tome forma. Eso siempre que no se inicien procesos derivados de alegaciones ni aparezcan obstáculos. Así, el conjunto debería estar listo entre 2025 y 2026, aunque Castellet expresa que «eso sería si todo fuera rodado, pero hay que tener también en cuenta la cuestión económica». Y es que «en el Pla Econòmic Administratiu todavía no se contempla la dotación». La obra costaría unos 4.062.000 euros.

Renovar la flota

Hace un tiempo, algunos barrios de Reus habían denunciado que los bomberos sufrían problemas relacionados con la disponibilidad o el estado de los vehículos y que abordaban las salidas sin el 100% de los recursos necesarios. Dos años atrás, en el barrio del Carme los propios vecinos habían tenido que empujar un camión después de que se quedase sin batería durante un incendio en un bloque de viviendas y lamentaban que «tampoco había jaula para bajar a las personas que esperaban en los pisos de arriba».

Castellet indica que «a nivel de vehículos, estamos mejor y en 2025 esperamos que estén todos renovados». El año pasado ya se comenzaron a reemplazar algunos de los que más antigüedad acumulaban.

Los contenedores de prácticas que generaban molestias, fuera de Reus

Uno de los cambios que ya ha experimentado el Parc de Bombers de Reus guarda relación con los contenedores ubicados en el patio del recinto y que se empleaban hasta no hace mucho en la realización de prácticas de incendios. Los depósitos, tal como indica Castellet, han sido recientemente retirados de las instalaciones del Mas Tallapedra. Y es que, durante la formación, estos contenedores desprendían un humo que resultaba visible desde la ciudad y que generaba ciertas molestias a los vecinos de las viviendas que están más cercanas al parque.

En este sentido, el jefe de la Regió d’Emergències de Tarragona precisa que «las formaciones de incendios de edificación con contenedores ya no se llevan a cabo en Reus» y especifica que ahora estas «se han trasladado a Les Borges Blanques». Hasta el momento, bomberos «venían de toda Catalunya a Reus para hacer la formación con los contenedores pero la ubicación quizá no era la mejor porque generaba molestias a los vecinos y se ha solucionado», añade. Las zonas habitadas más cercanas al parque se corresponden con dos núcleos de edificios en la calle Mas del Carpa y Mas de l’Abelló y en el rectángulo que conforman la avenida de Tarragona y la del President Macià.

Comentarios
Multimedia Diari