Más de Sociedad

«Ahora que hemos redescubierto el parque no lo dejemos perder»

El domingo acaba la programación que ha dado vida al Parc de la Ciutat de Tarragona. Ahora entidades y vecinos piden que se mantenga

NORIÁN MUÑOZ

Whatsapp
Un grupo de niños dibujando ayer en el parque. La Parcquinta acaba el domingo. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Un grupo de niños dibujando ayer en el parque. La Parcquinta acaba el domingo. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Una vecina que pasea al perro comenta: «esto es lo que tenemos que hacer; ocupar el parque, porque si no lo ocupamos nosotros lo ocupan los malos». Lo dice mientras ve como un grupo de niños juega a la sombra a pocos metros de la quinta de Sant Rafael.

La escena, que en cualquier otro parque no sería noticia, aquí es una auténtica novedad y tiene que ver con el programa de actividades ‘Parcquinta’ que la asociación de madres Tecletes, con el apoyo del Ayuntamiento de Tarragona y diferentes entidades, ha puesto en marcha todas las tardes desde el pasado 17 de mayo.

Cuentan desde la asociación que en las primeras cuatro semanas de la iniciativa pasaron por el parque casi 500 familias (una media de 40 a 45 al día). Unos 920 niños y niñas y 800 adultos.

Clamor vecinal

Pero la programación de las Tecletes se acaba este domingo y el temor es que toda esta ‘ocupación’ positiva, a la que hacía referencia la vecina, se desvanezca. Es por eso que la entidad ha escrito una moción, que ha hecho llegar a los partidos políticos presentes del consistorio, para que, una vez terminada la Parcquinta, el Ayuntamiento organice una oferta continuada de actividades en el parque. Piden, además, mantener y reforzar los servicios de seguridad y limpieza y construir baños públicos permanentes (estos días el ayuntamiento ha puesto portátiles), construir más fuentes de agua y mejorar la accesibilidad.

Núria Pascual, miembro de Tecletes explica que la experiencia les ha dado muchas satisfacciones, pero la entidad no puede organizarla durante más tiempo del pautado porque se ha hecho en base al trabajo de las socias voluntarias. Además, pese a que el presupuesto fue muy bajo, «para una entidad sin ánimo de lucro como la nuestra ha supuesto un gran esfuerzo económico».

Eso sí, explica Pascual, la entidad está dispuesta a acompañar y ayudar al Ayuntamiento en todo lo que pueda para que la actividad en el parque se mantenga. Dice, además, que hay que tener en cuenta que en la ciudad hay muchas entidades dispuestas a colaborar de manera altruista, tal como se ha demostrado. Una de las que ha participado es la entidad de promoción de la lactancia materna Do de pit. Su presidenta, Ana Pacheco, reconocía que «Yo soy de las que ha pasado con miedo por el parque a plena luz del día y he visto como ha cambiado estas tardes... Ahora que hemos redescubierto el parque no lo dejemos perder», reflexiona.

La presidenta de l’Associació de Veïns Moviment Pere Martell, Lorena Holm, explica que, incluso antes de la idea de Tecletes, los vecinos ya habían presentado una propuesta al Ayuntamiento para dinamizar el parque «estamos en la misma línea», apunta.

La actividad de estos días, señala, ha venido a demostrar que es necesario que en el parque haya actividad, aunque creen que se debería pensar en una programación «de 0 a 99 años. Hay que tener en cuenta que nuestro eixemple sud está muy envejecido».

El Ayuntamiento lo estudiará

El concejal de Territori, Xavi Puig, hace una valoración excelente de la experiencia de Tecletes «tiene un valor incalculable», asegura. Por ello, señala, estarían encantados de continuar con una colaboración como la actual mejorando los aspectos que hiciera falta. «Ha sido un trabajo excelente; el parque se ha llenado de una ambiente familiar y festivo que ha ayudado a desplazar otras actividades no tan saludables y positivas».

Sobre la posibilidad de que sea el Ayuntamiento el que asuma la organización, explicó que se estudiará «lo vemos con buenos ojos», dijo, pero en ese caso se necesitaría más tiempo para que los departamentos municipales estudien cómo ponerlo en marcha.

Temas

Comentarios

Lea También