Dani Castillo: «Quiero consolidarme en la élite y estar entre los 10 mejores»

Atleta de carreras de montaña

JUANFRAN MORENO MARCELO

Whatsapp
Dani Castillo en una de las tres carreras celebradas en las Islas Azores. FOTO: CEDIDA

Dani Castillo en una de las tres carreras celebradas en las Islas Azores. FOTO: CEDIDA

Daniel Castillo es uno de esos jóvenes deportistas que a base de esfuerzo y sacrificio van quemando etapas con una naturalidad rutilante. Este joven tarraconense decidió dejar el fútbol con 15 años, cuando militaba en La Floresta, para centrar sus esfuerzos en las carreras de montaña. Fue un lazo de sangre demasiado potente como para dejarlo soltar el que le introdujo en ese nuevo deporte: «Mi padre practicaba las carreras de montaña y yo lo veía en casa. Así que decidí cerrar mi etapa futbolística en La Floresta y centrarme en una nueva etapa».

La decisión no pudo ser mejor porque el tiempo le ha confirmado como uno de los atletas más prometedores del panorama internacional. En España ya es todo un referente en distancias cortas. Del 2016 al 2021 solo han pasado cinco años. Un tiempo no demasiado extenso, pero suficiente como para que Dani Castillo se haya arropado en un firme progreso que le permitirá a partir de la próxima temporada codearse con la élite.

El billete lo logró en las Islas Azores, un escenario que le cambió la vida en el pasado octubre, tal y como recuerda el tarraconense: «Las Azores fueron la llave de mi futuro. Allí en octubre logré el segundo puesto de la general en la Golden Nacional Series». Esta carrera internacional consistía en tres carreras en tres días que se disputaban en tres de las islas de las Azores. Tres corredores de cada país de once en total eran el número de participantes. Entre ellos estuvo un Dani Castillo que no solo llegó a la cita, sino que plantó la bandera.

Aquel segundo puesto no fue un mero logro. Castillo lo recuerda con satisfacción y felicidad porque gracias a ello el año que viene podrá correr la Golden World Series. Esta competición solo la corre la élite del deporte de montaña. Solo 10 corredores en un calendario que tiene entre 6 y 8 carreras. El tarraconense ya se ha asegurado tres de ellas y ya comienza a prepararlas. «Este puente lo he aprovechado para subir la carga de entrenamientos», asegura. Unos entrenamientos que realiza con el entrenador con el que se inició en el 2016 y al que no ha dejado, Quim Royes. «Empecé con él y sigo con él. Cada año la complejidad de los entrenamientos ha ido subiendo a la par que el nivel de las carreras. Este año tendré que correr más maratones, ya que haré un calendario más internacional y eso va a provocar que tenga que entrenar más horas y a a mayor intensidad», añade el atleta tarraconense.

Este está siendo un año exigente para Dani Castillo y que todavía lo será más cuando inicie la temporada. Lo es porque ahora ha comenzado sus estudios universitarios en Lleida. Allí realiza el primer año de INEF y lo cierto es que desde un primer momento ha visto que no será sencillo: «A los 15 días de comenzar me tuve que marchar a las Azores para la Goden, así que me perdí dos semanas de clase y cuando volví ya comenzaban los primeros parciales. Estaba como un poco desubicado porque tenía que combinar el deporte con mi futuro académico».

En la ciudad ilerdense es donde ahora vive una nueva vida tanto a nivel académico como deportivo. Un escenario en el que entrena duramente y en el que ya nota sobre todo un cambio respecto a Tarragona: «No hay demasiados sitios donde correr, salvo el río. Lo peor que llevo es el frío», asegura.

Castillo es consciente de que para estar en la élite necesita hacer unos sacrificios que acepta sin titubeos: «Hay etapas del año para todo. Algunas para disfrutar digamos como una persona normal y luego durante gran parte del año te toca centrarte y hacer las cosas bien y restringir muchas cosas». Unos esfuerzos que sus amigos ‘pagan’, pero con naturalidad: «Mis amigos están muy orgullosos de mí. Me apoyan en todas las decisiones y son un apoyo muy grande en mi día a día y en las competiciones».

El tarraconense concluye con un deseo para su futuro deportivo tan ambicioso como sincero: «Quiero consolidarme en la élite y ser un referente de este deporte estando entre los 10 mejores del mundo».

Temas

Comentarios

Lea También