Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

«Ofrecemos apoyo para mejorar la calidad de vida»

Rosa M. Parellada es la delegada en Tarragona de la Associació Celíacs de Catalunya, entidad creada hace más de cuatro décadas

| Actualizado a 27 mayo 2022 16:00
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

Hace más de 40 años se creó la Associació Celíacs de Catalunya, la primera organización impulsada en España en defensa de los intereses de las personas celíacas y sensibles al gluten no celíacas. La delegada de la entidad en Tarragona, Rosa M. Parellada Capdevila (tarragona@celiacscatalunya.org), explica que «a través de la asociación, y las personas voluntarias de las diferentes delegaciones que hay en el territorio, lo que hacemos es ofrecer apoyo a la persona recién diagnosticada en aspectos como qué alimentos y productos comprar, cómo conservarlos, cómo cocinarlos, es decir, apoyarla en el día a día en todas sus inquietudes, problemas y dudas para mejorar su calidad de vida». En este sentido, recalca que «en muchos casos, hasta llegar al diagnóstico pueden pasar años».

En cuanto a la lista de la compra, la responsable indica que «aunque cada vez es más fácil, en algunos aspectos todavía es un verdadero reto, ya que el etiquetaje sigue siendo confuso cuando hablamos de trazas». «Para una persona celíaca no es solo importante saber si un producto tiene gluten o no, sino también saber si puede contener trazas», asegura Rosa M. Parellada Capdevila.

Como ejemplo cita el arroz. «Hablamos de un cereal sin gluten y en principio no debería haber ningún problema, pero puede ser que tenga trazas si en la fábrica donde se empaqueta también se envasa otro cereal con gluten, como trigo; dando lugar a una contaminación cruzada», explica la delegada de la Associació Celíacs de Catalunya en Tarragona.

Al respecto, Gemma Castillejo añade que «ahora mismo no es obligatorio etiquetar las trazas y esto es un problema, porque que una etiqueta no indique que algo no lleva gluten no significa que esté 100% libre de gluten. Lo mejor es seguir una dieta saludable con muchos productos de mercado y pocos de supermercado, lo que evitará abusar de ultraprocesados». ¿Cuál es el inconveniente? «Hemos comentado que la enfermedad celíaca es una enfermedad en la que interviene el sistema inmune, el cual es capaz de interaccionar con virus y bacterias que no vemos a simple vista... Imagina la respuesta que puede provocar unas migas de pan. La ingesta repetida de pequeñas trazas provoca una lesión intestinal a medio plazo, lo que anularía el efecto beneficioso de la dieta sin gluten», explica la pediatra gastroenteróloga del Hospital Universitari Sant Joan de Reus y experta en trastornos relacionados con el gluten. «Por este motivo se insiste tanto en evitar las trazas, no es que los celíacos sean maniáticos, como alguna vez les tilda alguna persona desconocedora del tema, y con poco respeto por una enfermedad; ellos no hacen la dieta porque esté de moda», afirma la doctora.

Comer fuera de casa

Tampoco es tarea fácil comer fuera de casa. Y por ello, la Associació Celíacs de Catalunya, coincidiendo con Día Internacional de la Celiaquía, que se celebra cada 16 de mayo, lanzó la campaña La celiaquía se combate en la mesa. «Cocinar para una persona celíaca significa seguir unos protocolos específicos para evitar la contaminación cruzada y así asegurar que la comida no contiene trazas de gluten», destacan desde la entidad, a la vez que reconocen que «el celíaco necesita unas garantías adicionales para poder comer fuera de casa y muchas veces encontrar un establecimiento seguro es todo un desafío».

La delegada de la entidad en Tarragona, Rosa M. Parellada Capdevila (tarragona@celiacscatalunya.org). FOTO: CEDIDA

Comentarios
Multimedia Diari