Cómo cuidar la ortodoncia en vacaciones

Es clave vigilar la higiene bucodental y conservar los alineadores transparentes en perfecto estado

| Actualizado a 26 agosto 2021 10:45
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

En verano y, sobre todo, durante nuestras semanas de vacaciones, solemos aprovechar para desconectar de nuestras rutinas, pero, si estamos siguiendo un tratamiento de ortodoncia invisible, debemos mantener los cuidados específicos. Se trata solamente de seguir estas cuatro recomendaciones básicas que explica Jorge Moreno, odontólogo de DrSmile.

El primer consejo es seguir cuidando nuestra higiene bucodental. «Lo ideal es cepillarnos los dientes y prestar especial atención a los alineadores durante al menos tres minutos, tres veces al día», dice el experto, quien añade que «es importante también que nos enjuaguemos con colutorios fluorados, utilizar seda dental y cepillos interdentales para eliminar los restos de comida. Si no podemos cepillarnos los dientes, nos enjuagaremos la boca vigorosamente con agua para eliminar los restos de comida». 

En segundo lugar,  el odontólogo resalta que hay que mantener una correcta higiene de manos. «Esto significa lavarlas bien, con agua y jabón, antes de colocarnos o quitarnos los alineadores. Para verificar que estén bien asentados, utilizaremos las yemas de nuestros dedos, evitando presionar en exceso», explica. 

Normalidad en la playa
Con la ortodoncia invisible, nos podemos bañar en la playa o la piscina con total normalidad. «En el caso de la piscina, hay que intentar no exponer los dientes al agua con cloro durante mucho tiempo. De la misma manera, el tratamiento de ortodoncia no impide practicar ningún tipo de deporte, incluido el buceo o submarinismo, simplemente siguiendo las recomendaciones que se dan también a quienes no están sometidos a estos tratamientos», afirma el odontólogo. 

Por último, hace hincapié en que es importante limpiar bien los alineadores. «¡No se tarda más de dos minutos! Ya sea en el hotel, en tu casa de vacaciones o en un camping, al quitarnos los alineadores, tenemos que acordarnos siempre de enjuagarlos con agua fría o tibia, nunca con agua caliente porque podría dañar el material. Después de limpiarlos, debemos guardarlos en su correspondiente caja, que también debemos mantener limpia, hasta que los volvamos a necesitar», concluye el especialista.

Comentarios
Multimedia Diari