Para seguir toda la actualidad desde Tarragona, únete al Diari
Diari
Comercial
Nota Legal
  • Síguenos en:

Una apuesta culinaria con una filosofía única

Referente. Estefanía Cattaneo y Bryan Fox aparcaron sus trabajos para impulsar el establecimiento gastronómico Sama Sama en Salou

| Actualizado a 14 mayo 2022 23:29
Se lee en minutos
Participa:
Para guardar el artículo tienes que navegar logueado/a. Puedes iniciar sesión en este enlace.
Comparte en:

¿Cree que se debe proteger el catalán en las escuelas?


No

En mitad de una vorágine en la que consumimos carne de macrogranjas o pescado de captura masiva, hay alguien que ha decidido dar un paso al lado y negarse a ser cómplice de esta sentencia de muerte al planeta. Hablamos del Sama Sama de Salou, que nace después de que los cuñados Estefenía Cattaneo y Bryan Fox aparcaran sus respectivos trabajos y apostaran por abrir un local en el que no solo ofrecer comida vegetariana y saludable, sino donde enseñarnos qué otra manera de vivir es posible y respetar nuestro entorno para dejar un futuro mejor a los que nos siguen. De aquí nace Sama Sama, que en balinés significa agradecido. Bryan y Estefanía realizan su propia cruzada en contra de los estereotipos que envuelven la cocina vegetariana, ofreciendo una cocina creativa a la par de divertida, en la que se eliminan no tan solo la carne y pescado, sino también aquellos alimentos procesados que puedan ser nocivos para nuestra salud o la del planeta.

El establecimiento de Salou ofrece una cocina creativa a la par de divertida

Sama Sama es un lugar que pese hallarse en el centro de Salou huye de las aglomeraciones, un remanso de paz para unas treinta personas decorado con un gusto exquisito, en el que se alternan las sillas con cómodas butacas. Un espacio en el que son bienvenidos los carnívoros como yo, a los que no ‘apestan’ ni te hacen sentir culpable por tener la carne y el pescado en la dieta. En cualquier caso es una excelente opción para cualquier hora del día, no solo para comer o cenar, sino también para disfrutar de un brunch, un desayuno o una merienda.

En nuestro caso, decidimos disfrutar de un almuerzo a la carta, ya que no dispone de menú, y ante lo desconocido optamos por dejarnos aconsejar por Estefanía de carácter dulce y simpático. Para acompañar la comida, sin duda la mejor opción es escoger uno de entre sus zumos o batidos elaborados por Bryan. El elegido fue Forever Young, compuesto por naranja, zanahoria, zumo de lima, cúrcuma y jengibre; servido con pajita de cristal, ya que el plástico no tiene cabida en la filosofía del Sama Sama. Empezamos con los famosos Ignacios, unos nachos de maíz con salsa Tex-Mex, Heura, salsa cheddar y mozzarella vegana, pico de gallo y guacamole. Y como segundo entrante a compartir, un surtido de croquetas en el que había de calabaza, mijo y curry; de escalivada; y de trompetas de la muerte con salsa de romesco. De plato principal el Pasta Bowl, un plato de pasta sin gluten con queso feta vegano, olivas negras, mix de hojas verdes, tomates cherry asados, pepino, pico de gallo y pesto. Y un kebab vegano con heura, servido con salsa tártara, cebolla encurtida, olivas negras, mezclum y tomate. Ambas elaboraciones exquisitas, en las que resalta su sabor original.

Y por último, el postre, la Galette Nutella; una crepe dulce de una nutella elaborada por ellos mismos con fresas, plátano, coco rallado y homemade granola. Al final tan solo queda mostrar agradecimiento por la experiencia y enseñarnos que otra hostelería es posible, a lo que Estefanía y Bryan responden con un sama sama.

Comentarios
Multimedia Diari