Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

539 denuncias por desaparición en la provincia de Tarragona en 2017

Mossos registró 488 en las comarcas del Camp de Tarragona y 51 en Terres de l'Ebre

Diari de Tarragona

Whatsapp
Dispositivo de búsqueda este pasado verano en la playa de La Móra de Tarragona de un bañista que apareció luego en Sant Pere i Sant Pau. FOTO: A. Juanpere

Dispositivo de búsqueda este pasado verano en la playa de La Móra de Tarragona de un bañista que apareció luego en Sant Pere i Sant Pau. FOTO: A. Juanpere

Mossos d'Esquadra gestionó durante el año pasado un total de 4.356 denuncias por desapariciones en toda Catalunya, de las cuales un 94% se resolvieron antes de un mes y un 98% de las personas que habían desaparecido se localizaron en un año. El 72% de las personas que devolvieron voluntariamente lo hicieron durante los primeros 4 días, durante la primera semana lo hicieron el 86%.

Estas son las cifras que ha dado a conocer hoy 9 de marzo con motivo del Día Internacional de los Desaparecidos. Por regiones policiales, la Región Policial Metropolitana Sur es la que registró más desapariciones (1.150), seguida de la Región Policial Metropolitana Barcelona (850),  la Región Policial Metropolitana Norte (860), la Región Policial Girona (568) y la Región Policial Camp de Tarragona (488).

Las regiones policiales con menos incidencia sobre este tipo de denuncias son la Región Policial Ponent (196), Región Policial Central (171), Región Policial Pirineu Occidental (22) y Región policial Terres de l'Ebre (51).

Del total de las personas desaparecidas en 2017, un 41% eran mujeres y un 59% hombres. Por edades, el 38% eran menores de edad y de estos 6 de cada 10 eran chicas. Los desaparecidos de más de 65 años corresponden al 6% del total y de estos el 63% sufría una enfermedad mental.

El 94% de las desapariciones que tuvieron lugar en Cataluña el año pasado se resolvieron antes de un mes

Del total de personas desaparecidas, un 46% sufrían una enfermedad mental, como por ejemplo un proceso degenerativo o depresivo. En este caso, cuando hay enfermedad mental es menos probable que el regreso sea voluntario (40,2%).

Creación de la Unidad Central de Personas Desaparecidas

Desde el año 2010, los Mossos d'Esquadra disponen de una Unidad Central de personas desaparecidas, convirtiéndose en el único cuerpo policial que tiene una unidad específica y especializada de desapariciones en el ámbito criminal.

Esta unidad ha sido pionera al conseguir dos primeras sentencias en el Estado Español en base a la construcción de la prueba por indicios, es decir, sin localización del cadáver, sin ningún indicio biológico (sangre o ADN), sin arma del delito, sin testigos y sin ningún tipo de confesión por parte del autor de los hechos.

El primer caso está relacionado con la doble desaparición de un hombre y una mujer a los Pallaresos (Tarragona), los cuerpos de los cuales no se localizaron nunca pero se detuvo y condenar un hombre como autor de los hechos. El segundo caso se refiere a la detención y condena de otro hombre para asesinar y hacer desaparecer el cuerpo de su ex mujer en Mataró.

Actualmente, los servicios especializados de la Policía de la Generalitat tienen abiertas cuatro investigaciones en el ámbito criminal de personas desaparecidas.

Desde el 2010, los investigadores han llevado a cabo 22 investigaciones con 24 víctimas, de las cuales 18 se han resuelto. Se trata de 12 casos que han resultado ser homicidios con posterior ocultación de cadáver, 3 casos de detenciones ilegales prolongadas en el tiempo y relacionadas con matrimonios forzados de residentes de origen paquistanès y 3 desapariciones o marchas voluntarias que presentaban inicialmente indicios de sospecha criminal pero que la investigación policial determinó que se trataba de una marcha voluntaria.

De los 22 casos investigados, 13 están relacionados con violencia de género y en relación a las víctimas, hay 19 mujeres y 5 hombres.

En cuanto a los casos abiertos, uno se remonta al 2012, cuando se localizó en Begur el cuerpo de un hombre decapitado. El resto de casos que se están investigando fueron denunciados el 2014 en Barcelona, el 2015 en Sabadell y el 2017 en el Vallès Oriental, sin que hasta día de hoy se hayan localizado las personas que desaparecieron.

Comentarios

Lea También