Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Agrede al policía que multaba su moto acuática mal ‘aparcada’ en la Savinosa

El hombre la dejó en el canal de entrada y salida de la playa y se fue al chiringuito a tomarse una cerveza. Creu Roja alertó de la infracción a una patrulla de la Guàrdia Urbana

Àngel Juanpere

Whatsapp
La moto acuática, el pasado domingo en la playa de La Savinosa.  FOTO: dt

La moto acuática, el pasado domingo en la playa de La Savinosa. FOTO: dt

Un hombre que dejó su moto acuática aparcada en el canal de entrada y salida de la Savinosa para irse al chiringuito a tomarse una cerveza acabó detenido por la Guàrdia Urbana después de golpear a uno de los agentes que le estaban multando por estos hechos. Por su parte, el vehículo quedó inmovilizado en el puerto de Tarragona.

Los hechos ocurrieron sobre la una y media de la tarde del pasado domingo. El posteriormente detenido dejó su moto acuático en el canal de entrada y salida de la playa. Los socorristas de Creu Roja le dijeron que allí no la podía dejar, pero el hombre hizo caso omiso y se fue a un chiringuito.

Poco después pasó por el lugar una patrulla de la Guàrdia Urbana adscrita a la playa. Los socorristas comentaron a los agentes lo que había ocurrido. Los guardias se acercaron a la moto para realizar fotografías para adjuntar a la denuncia ante Capitanía Marítima. 

«No es mía»

El dueño de la moto se percató de los hechos y se acercó al lugar, situándose al otro vehículo y sin comunicar que aquel objeto era suyo. Los guardias le preguntaron si aquella moto era suya; él contestó que no. Pero los agentes vieron que en el manillar había una especia de mochila, en cuyo interior se encontraba un DNI a nombre de aquel hombre. 

Los guardias preguntaron al sospechoso si iba bebido, momento que intentó abandonar el lugar. Los guardias le dijeron que no lo hiciera. El sospechoso, al parecer, se giró y golpeó a uno de los agentes en el brazo con una especie de radio que llevaba. Ante esta agresión, los agentes procedieron a su detención acusado de un delito de resistencia y desobediencia a agentes de la autoridad. Se trata de un hombre de 54 años y vecino de Castelldefels. Fue llevado a las dependencias policiales.

Por su parte, una lancha de Creu Roja remolcó la moto hasta el Port de Tarragona, donde la Guardia Civil procedió a su inmovilización.
Además de los cargos penales, Capitanía Marítima de Tarragona le abrirá un expediente sancionador por abandonar la moto acuática en una zona no permitida.

Temas

  • La Savinosa

Comentarios

Lea También