Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Alejandro Fernández: 'Si fuera alcalde, el Mercat habría abierto hace un año'

Entrevista al portavoz del grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Tarragona
Whatsapp
Alejandro Fernández, en una imagen de estas navidades en el Ayuntamiento de Tarragona. Foto: Pere Ferré

Alejandro Fernández, en una imagen de estas navidades en el Ayuntamiento de Tarragona. Foto: Pere Ferré

- Ha pasado otro año y el Mercat sigue sin recibir ni un euro para del Estado.

- Si yo fuera alcalde, habría cogido el toro por los cuernos y el mercado ya estaría inaugurado hace, como mínimo, un año.

 

- ¿Y eso?

- Porque habría tomado decisiones y jamás me hubiera fiado de una promesa sin firmar nada de Carme Chacón. Un buen alcalde debe tomar decisiones, y Ballesteros las ha tomado tarde y mal.

 

- ¿Qué decisiones habría tomado usted?

- Algunas de las que se han tomado ahora, pero lo habría hecho desde el primer momento. Otra cosa que debe tener un alcalde es no culpar a los demás de su propia incompetencia.

 

- ¿Ha sido ingenuo Ballesteros en este tema?

- No, lo que le ha faltado ha sido capacidad de tomar decisiones.

 

- ¿Deben darse por perdidos los ocho millones del Estado o se puede seguir luchando?

- Por supuesto que debe intentarse.

 

- ¿Tiene esperanzas con la vía del 1% Cultural?

- Dependerá de la calidad del proyecto que presente el Ayuntamiento.

 

- Las bases no pintan muy bien...

- Son interpretables.

 

- ¿Ha sido irresponsable la gestión de las obras?

- Evidentemente. Así nos luce el pelu.

 

- ¿Cuándo abra el nuevo mercado deben volver a la Plaça Corsini los marchantes de la Rambla Nova?

- Sus peticiones son lícitas, pero su estancia en la Rambla es provisional. El problema es que debían estar dos años y llevan siete, pero deben volver a la situación anterior.

 

- La estación de trenes sigue esperando la segunda fase de las obras...

- El Consistorio ha mareado la perdiz. Hace tres años, en un acto solemne, se acordó trasladar la estación, no remodelarla, para liberar la Façana Marítima. Cuando te diriges a un Ministerio no puedes estar cambiando de opinión cada año y medio.

 

- ¿Apoyaría una protesta para pedir mejoras en la estación de trenes?

- El alcalde es un buen tipo, pero cuando quiere interpretar el papel de duro, roza la caricatura.

 

- Usted pedía bajar tributos para 2015. ¿De dónde recortaría estos cuatro millones?

- De gastos protocolarios, de viajes y de la partida de presidencia, que tienen unas partidas astronómicas.

 

- ¿Aún tienen gastos astronómicos?

- Por supuesto que sí. Y luego haría una optimización de las diferentes áreas de gestión. La mayoría de capitales han bajado impuestos. ¿Por qué Tarragona no?

 

- No le aceptaron bajar impuestos y, pese a ello, usted se abstuvo en las cuentas.

- No paralizaré la ciudad.

 

- ¿Privatizaría la gestión de empresas municipales?

- Hay servicios como el transporte que deben ser públicos, pero hay otros como el Palau de Congressos que sí que lo daría a los privados.

 

- ¿Qué más externalizaría?

- Puede estudiarse la gestión del Mercat, la radio municipal o algunas estructuras deportivas.

 

- Usted es muy contundente con la inmigración. ¿Es un problema real en la ciudad?

- Los vecinos nos dan las gracias por abordar este tema. Hay zonas donde el comercio tradicional está en peligro y también les preocupan los pisos patera, los empalmes a la luz o el fraude en las ayudas sociales.

 

- Usted perdió la batalla del burka en el pleno...

- Allá ellos. No quiero ni uno en la ciudad.

 

- ¿Los extranjeros que viven en Tarragona no son tarraconenses?

- Lo primero que debe hacer uno es adaptarse y asumir las reglas de la sociedad de acogida. En Ponent, Part Baixa, Sant Salvador y Sant Pere i Sant Pau hay gente que no quiere respetar nuestras normas.

 

- ¿Y qué haría usted para garantizarlo?

- Primero vigilar que no haya pisos patera. También deben evitarse los guettos, que desaparezcan los comercios locales en algunos barrios y que sólo hayan locutorios y kebabs. Digo lo que otros no se atreven.

 

- ¿Hay competencia desleal de los comercios foráneos?

- No puede ser que al comerciante de aquí le inflen a inspecciones y que los otros pongan los escaparates y tengan la carne como quieran. No se atreven a inspeccionar.

 

- ¿Lo ha denunciado con nombres?

- Los propios comerciantes lo han hecho, pero no actúa nadie.

 

- ¿Ha llevado al juzgado las mafias que traen mendigos que usted denunció?

- Tengo la conciencia muy tranquila. Por ello propuse llevarlos a una nave del polígono.

 

- ¿Los quiera barrer?

- No, al contrario. Quiero darles dignidad y establecimientos adecuados. La mendicidad no es legal.

 

- La gente no pide dinero por placer.

- Precisamente por eso necesitan que los atiendan los servicios sociales, pero fuera de la calle.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También