Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Ballesteros acusa a En Comú Podem de mentir a su militancia

El alcaldable asegura que no dimitirá y que el pacto que se está cuajando pone en riesgo "los temas estratégicos de la ciudad"

Octavi Saumell

Whatsapp
El alcalde en funciones, Josep Fèlix Ballesteros, en la rueda de prensa programada tras conocer el acuerdo de En Comú Podem y ERC. FOTO: Octavi Saumell

El alcalde en funciones, Josep Fèlix Ballesteros, en la rueda de prensa programada tras conocer el acuerdo de En Comú Podem y ERC. FOTO: Octavi Saumell

El alcalde (como mínimo hasta el pleno del sábado al mediodía) Josep Fèlix Ballesteros ha reunido a los medios de comunicación este mediodía de martes para explicar la postura del partido, el PSC, tras conocer el resultado de la asamblea de En Comú Podem del lunes por la noche, donde los militantes apoyaron un cambio de gobierno dando su confianza a Pau Ricomà (ERC).

El adiós a Ballesteros, más cerca: los Comuns avalan la alcaldía de ERC

Josep Fèlix Ballesteros (PSC) dejará de ser este sábado, con toda probabilidad, el alcalde de Tarragona. Así lo decidió ayer la asamblea de militantes de En Comú Podem que, con una aplastante e inesperada mayoría, se decantó por facilitar dentro de cuatro días la investidura de Pau Ricomà (ERC) como nuevo máximo representante municipal.

El alcalde ha comenzado su comparecencia a las 12.30 horas ante una gran expectación mediática. La primera intervención ha dejado claro el enfado y la decepción por el resultado de la asamblea de ayer de En Comú Podem y el PSC ha acusado al partido que lidera Carla Aguilar de engañar a su militancia.  Ballesteros ha explicado que el PSC les ofrecieron entrar en el gobierno local, pero "así no lo explicaron en la asamblea de este lunes".

El alcalde en funciones tiene claro que los apoyos de ERC para lograr la alcaldía es un pacto para echar a Ballesteros de la Alcaldía y el propio afectado lo ha calificado de Pacto Frankenstein.

A pesar de la decepción y el enfado contenido por la asamblea del lunes, los socialistas mantienen esperanzas y la puerta abierta a una negociación hasta el mismo sábado a la hora del pleno.

Consideran que sería un error histórico este cambio que queda garantizado con los dos votos de En Comú Podem (ERC ya cuenta con sus 7 votos, los 3 de Junts per Tarragona y los 2 de la CUP) para sumar la mayoría de 14 que dé la alcaldía a Pau Ricomà. También añaden que el mensaje al empresariado tampoco es alentador y que "están en juego los temas estratégicos de la ciudad", explica Ballesteros.

Ballesteros ha garantizado que mantendrá el escaño logrado en las elecciones municipales y no renunciará a él. Eso significa que se convertirá en el portavoz de la oposición al tener el mayor número de escaños que el resto de fuerzas políticas.

El alcalde también ha manifestado que esta legislatura se ha pactado con el PP porque ERC declinó el acuerdo con los socialistas. Y ahora, añade Ballesteros no habría un tripartito con Ciudadanos y PP, dejando de nuevo la puerta abierta a En Comú Podem y al resto de formaciones para que la lista más votada pueda optar a la Alcaldía de la ciudad.

(seguirá ampliación)

Temas

Comentarios

Lea También