Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Ballesteros se justifica ante los senadores y les convence

Después de la dimisión de seis miembros del Senat tarraconense, el alcalde respondió ayer a las dudas del resto de componentes respecto a su actuación el día 1-O
Whatsapp
El Senat tarraconense, formado por representantes de la ciudad, nació en el año 2008 con el objetivo de asesorar al alcalde.  FOTO: Lluís Milián

El Senat tarraconense, formado por representantes de la ciudad, nació en el año 2008 con el objetivo de asesorar al alcalde. FOTO: Lluís Milián

Ballesteros les convenció. Los senadores tarraconenses salieron satisfechos de la reunión que habían pedido al alcalde. Tenían dudas sobre la actuación de Ballesteros el día 1 de octubre, durante las cargas policiales que tuvieron lugar en algunos colegios electorales con la intención de evitar la celebración del referéndum. Durante los días siguientes, seis de los 39 senadores abandonaron el barco. El resto decidió continuar asesorando a Ballesteros. Eso sí, para la mayoría de ellos era necesario conocer de primera mano la versión del alcalde.

Algunos senadores entraron al Ayuntamiento con muchas dudas, sabiendo que la explicación de Ballesteros sería clave para decidir si dimitían también. Y salieron convencidos. Una de las consecuencias de la situación actual que se vive en Catalunya es la marcha de seis senadores.
«Agradecemos al alcalde su rechazo a los actos de violencia que tuvieron lugar en la ciudad. Nos ha explicado lo que estuvo haciendo durante la mañana del 1 de octubre y ha manifestado su respeto por las formas democráticas», explicó el farmacéutico y miembro del Senat Joan Guinovart, quien ayer actuó de portavoz de la institución. Guinovart también añadió, al salir de la reunión -que duró casi dos horas- que «los senadores no tenemos ningún vínculo entre nosotros, solamente nos guiamos por el amor desmesurado hacia nuestra ciudad».

Algunas fuentes aseguraron al Diari que dependiendo de la dirección el discurso de Ballesteros, otros senadores también dimitirían. Finalmente, ninguno de los 20 componentes que asistieron al encuentro dieron el paso. «Es cierto que en estas especiales circunstancias la información a veces confunde y, por eso, pedimos la reunión con Ballesteros, para tener de primera mano su versión de los hechos. Nos ha parecido convincente», decía Guinovart.

Los dimitidos

Lo curioso del caso es que parece ser que la actuación del alcalde el día 1-O ha sido sólo la gota que ha colmado el vaso. Los seis senadores que han dimitido, –el barítono Àngel Òdena, el periodista Frederic Porta, la profesora Joana Zaragoza, el doctor Josep Maria Solé i Poblet, la psicóloga Marina Robert Lara y la presidenta del Esbart Santa Tecla, Rosa Llorach– coinciden en argumentar que el Senat es un órgano sin sentido, «que no sirve para nada». 

Esta explicación ha dolido mucho a algunos de los senadores que han decidido seguir asesorando al alcalde. Este es el caso de Jordi Freixa, quien apareció en la reunión con un montón de papeles y documentación que justificaba la tarea de la institución. «Me ha dolido mucho las razones por las que algunas personas han dimitido», aseguraba Freixa al salir.

Sin convocar

Los seis senadores que dimitieron la semana pasada no fueron convocados al encuentro de ayer, aunque el alcalde aseguró que «me he puesto en contacto con casi todos y, tras darles mis explicaciones, han entendido mejor mi posición», explicaba Ballesteros, quien añadió que «todo el mundo es libre de opinar y de abandonar el Senat. De hecho, no está mal, porqué demuestra que no los escogí porqué eran amigos míos, sino gente representativa de la ciudad». 

Ballesteros también destacó la importancia de la institución. «Debo recordar que gracias al Senat pudimos proponer la capitalidad sanitaria y desde aquí nació la amenaza de cerrar la estación de trenes hasta superar las barreras arquitectónicas», recordaba el alcalde, a favor del Senat.

En la reunión se acordó que, a partir de ahora, el órgano consultivo intensificaría sus encuentros. Pasarán de reunirse una vez al trimestre o cuatrimestre, para verse las caras, como mínimo, una vez cada dos meses. Además, Ballesteros comunicó que se llevarían a cabo comisiones de trabajo para tratar temas más concretos.

Temas

Comentarios

Lea También