Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Cinco denuncias por la estafa que pide dinero para su hijo accidentado en Tarragona

Los Mossos han alertado de este nuevo engaño, dirigido a personas mayores. Los delincuentes se hacen pasar por policías

Àngel Juanpere

Whatsapp
Las víctimas son siempre personas de edad avanzada. Foto: Getty Images

Las víctimas son siempre personas de edad avanzada. Foto: Getty Images

No es una estafa nueva, al menos en España y Catalunya, pero sí en la ciudad de Tarragona, en la que se han dado al menos cinco casos. Los delincuentes se hacen pasar por policías. Éste asegura que el hijo de la víctima habría atropellado a una persona y que necesita dinero para poder pagar la fianza y evitar así ir a la cárcel. Al parecer, una de las víctimas de Tarragona habría llegado a pagar el importe, desconociéndose la cantidad.

El pasado lunes al mediodía se presentó en la comisaría de los Mossos d’Esquadra la última denuncia. La hicieron los familiares de una mujer mayor a la que habían intentado estafar. La víctima recibió una llamada. El interlocutor –que se hacía pasar por policía– le dijo que su hijo había sufrido un accidente, pero que no presentaba lesiones graves. Le había comentado al agente que llamase a su madre porque él no lo podía hacer.

El falso policía le dijo a la mujer que recogiese 50.000 euros para pagar una fianza para evitar que ingresase en prisión. Porque si la mujer que había atropellado fallecía, el juez lo mandaría entre rejas. Y si tenía el dinero evitaría ingresar en la cárcel.

El supuesto agente se puso a disposición de la mujer para que si no podía ir a comisaría, él se ofrecía ir a su domicilio, eso sí vestido de paisano, para recoger el dinero. En este caso, la víctima no picó.

Si no tengo hijos

La estafa no es nueva. El pasado mes de enero, la Policía Autonómica ya lanzaba el aviso a las personas mayores para que no se creyeran este tipo de llamadas. Y es que sólo el viernes día 18 los Mossos recibieron el aviso de cuatro de estos intentos de estafa. En ninguno de los casos, los delincuentes consiguieron su objetivo: dinero.

Y es que, por ejemplo, en uno de los casos la mujer no tenía hijos –sí hijas–, por lo que era imposible que aquello que le decía el interlocutor fuera verdad. En otros casos, la ‘candidata’ a víctima pudo hablar con sus hijos y confirmar que no habían sufrido ningún accidente.

Para difundir la estafa, los Mossos emitieron incluso un tuit para que otras posibles víctimas no fueron engañadas.

Al mes siguiente, los estafadores –que hablaban con acento sudamericano– estuvieron intentando engatusar a personas mayores en la ciudad de València. Incluso un falso comisario llegó a pedir 40.000 euros. Ninguna de las víctimas llegó a pagar el dinero a los delincuentes.

Los Mossos d’Esquadra aconsejan que cualquier persona que reciba una de estas llamadas, que lo comunique al teléfono de emergencias 112 para explicar la situación o bien acuda a alguna comisaría de policía.

Temas

Comentarios

Lea También