Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Condenado a seis años de prisión por violar a una amiga en Torreforta

El condenado tendrá que pagar 10.000 euros a la víctima y participar en un programa de educación sexual

Àngel Juanpere

Whatsapp
Fachada de la Audiencia Provincial de Tarragona.

Fachada de la Audiencia Provincial de Tarragona.

Un hombre que violó a una amiga en el domicilio de ella ha sido condenado a seis años de prisión, según recoge una sentencia dictada por la Sección Segunda de la Audiencia de Tarragona.

Los magistrados también han impuesto al hombre una orden de alejamiento, en virtud de la cual no podrá comunicarse ni acercarse a menos de 500 metros de la víctima durante diez años.

Una vez cumplidas dichas penas, durante cinco años estará en libertad vigilada y tendrá que participar en un programa de educación sexual. Finalmente, en concepto de responsabilidad civil, indemnizará a la víctima con 10.000 euros. La sentencia es firme.

La sentencia recoge que sobre las diez y media de la noche del 11 de noviembre de 2014, el acusado –de nacionalidad marroquí y en situación irregular en España– se dirigió al domicilio de su amiga, situado en Torreforta.

Cuando ambos se encontraban  en el sofá del comedor viendo la televisión, el acusado agarró a la mujer por el cabello de forma repentina. Le cogió del pelo, comenzó a besarla y a realizar tocamientos en sus partes íntimas.

Ambos cayeron al suelo, donde la mujer intentó zafarse de su asaltante. Pero el hombre continuó con su acción y le quitó la ropa. Ante la resistencia de ella, el hombre cesó en su acción. La mujer se cortó el pelo y lo tiró a la basura de la cocina con intención de, seguidamente, huir del domicilio.

Cuando la víctima ya se encontraba en la puerta del piso, el ahora condenado impidió su huida, agarrándola y llevándola a la fuerza hasta la habitación, donde se abalanzó sobre ella.

Ante la resistencia de la mujer y sus gritos de auxilio, el acusado le puso una almohada sobre la boca, presionándola con su codo cuando estaba encima de ella, provocándole incluso una herida en la boca.

El procesado violó hasta en tres ocasiones a la víctima. Cuando terminó, miró los cajones de la habitación y arrancó el collar de la víctima. Ella, en un descuido del acusado, cogió el teléfono y se fue de casa, pidiendo auxilio en un establecimiento cercano.

Temas

Comentarios

Lea También